Las 10 Mejores Películas de Judi Dench

Quizá no haya actriz inglesa que mejor encarne y más se acerque al arquetipo de la realeza que Judi Dench.

Sin duda una de las mejores y más prominentes actrices de teatro, cine y televisión de la historia, desde los años 50 la Dama Dench se ha posicionado dentro del círculo real de actores de su natal Inglaterra, expandiendo su éxito a Europa y el occidente con más de 130 créditos, de entre los cuáles se ha hecho de 69 galardones, destacando su Oscar (de 8 nominaciones), sus 10 BAFTA (de 27 nominaciones), y sus 2 Globos de Oro (de 12 nominaciones).

Si bien dentro de su carrera persiste un cierto encasillamiento al interpretar a varias de las figuras reales de la historia, la Dama Dench ha sabido sortear la repetición gracias a su excelso registro actoral, brindando a cada uno de sus roles reales una personalidad y emoción única, por lo que nunca, nunca, nunca, se le ha visto auto copiarse en dichos personajes.

Con 88 años y aún en activo, la Dama Dench se da el gusto de hacer uno que otro bodrio de vez en cuando ¡Pero no importa! Ella tiene el permiso de hacer lo que quiera cuando quiera y como quiero ¡Por eso es una Reina y leyenda viviente del cine y de la actuación!

Aquí sus 10 Mejores Películas

 

10 – Victoria and Abdul (Stephen Frears, 2017)

POR MRS. PUNISHER

Judi Dench sabe portar el título de reina, su sola presencia ya puede justificar una película. Tiene la capacidad de ser severa y dulce al mismo tiempo, creo que las canas le ayudan bastante con eso. En 1997 ya había interpretado precisamente a la Reina Victoria en la película de John Madden, Mrs. Brown; por la que ganó numerosos premios, entre ellos el Globo de Oro a Mejor Actriz Dramática. Se puede decir que Victoria & Abdul es la continuación de esa historia, al menos es la historia de un segundo escándalo en la vida de la monarca inglesa, misma que en esta ocasión, se esforzaron más por ocultar; ya que Eduardo VII se encargó de eliminar este episodio  de los libros de texto ingleses.

 

9 – Ladies in Lavender (Charles Dance, 2004)

POR EL FETT

Única película como director del también excelso actor británico, Charles Dance, y que tiene como principal valor haber juntado las que quizá sean las mujeres más representativas de la actuación y de la realeza inglesa: Judi Dench y Maggie Smith. Un drama prebélico, un violinista polaco naufraga escapando del tenso ambiente en Europa central, encontrando la agitación de una pequeña comunidad y afectando sobre todo la apacible vida de dos hermanas que viven al margen del infierno que está por desatarse. Aunque Dance demuestra muchas habilidades como narrador al querer encausar una cruda historia sobre antisemitismo, son Dench y Smith los que lo salvan de su pretensión al llevar a sus variados temas a un solo objetivo, más humano y realista

 

8 – Chocolat (Lasse Hallstrom, 2000)

POR MRS. PUNISHER

Seguro ustedes recuerdan a la bella Juliette Binoche en su papel de Vianne Rocher, la extraña mujer que se apersona junto con una su hija Anouk (Victoire Thivisol) en Lansquenet, una pequeña población francesa de recatadas costumbres allá por 1959. Vianne instala su “chocolatería” en donde además de ofrecer cosas deliciosas, también se da a la tarea hacer una especie de psicoanálisis para recetar el chocolate correcto a sus clientes. Con esas pociones quiere liberar del maltrato a las mujeres oprimidas como Josefine (Lena Olin), ayudar al Sr. Blerót (John Wood) y a encontrar la felicidad, dar sentido a la vida de Armande, una Judi Dench entrañable y que se ganaría otra nominación al Oscar

 

7 – Skyfall  (Sam Mendes, 2012)

POR EL FETT

Tal vez la mejor película sobre el agente 007. Mendes construye un thriller (no una película de acción, no una película de aventuras) de una experiencia acogedora y tensa que se va desarrollando de manera única dentro de la mitología de Bond gracias a un libreto que cumple dos requisitos principales: estructurar a un personaje nunca antes estructurado, y dotar a la historia de un ritmo imprescindible que va a la par de las emociones de un Bond más humano y ciertamente más dramático. Si bien Casino Royale comenzó a evolucionar al personaje haciéndolo más vulnerable, ni  Connery se hubiera imaginado que 50 años después llegaría Mendes a crear a James Bond, con origen en un elemento matriarcal, dando significado a la “M” de una excelente Judi Dench.

 

6 – Philomena (Stephen Frears, 2013)

POR EL FETT

Papel sumamente conmovedor, digno de instaurar como sistema de medición oficial para percibir y diagnosticar el nivel de “macho” de cada individuo. Es de verdad memorable lo que Dench se puede sacar de la manga cuando se dedica a este tipo de cortes en lugar de andar vagando por blockbusters, y es que como Philomena Lee, una mujer forzada a vivir en un convento tras serle arrebatado su hijo recién nacido, ofrece un desempeño tan natural como espectacular que le mueve las entrañas a cualquiera que presuma no tener corazón. Dench se come vivos al guionista y co-protagonista del film, factor que resta un poco de valor al resultado final de la cinta, pero que la experimentada actriz a base de puro talento, la solventa de manera perfecta

 

5 – Mrs. Henderson Presents (Stephen Frears, 2005)

POR EL FETT

Inofensiva y al mismo tiempo cautivadora, pero sobre todo, muy divertida. Comedia inglesa refinada a la vieja usanza, sin la sensiblería de otros relatos y a la orden de un director que tal y como su relato, está dedicado a ofrecer un show no muy bueno, pero si entretenido. Esto también gracias a la presencia de dos monstruos  veteranos en acción, relajado, y con una química que explota naturalidad y una elegante confrontación creativa, de diálogos y de humor “accidentado”. Muy injusto para Hoskins, pues si a Dench se le tomó en cuenta para una nominación al Oscar, debió haber también para el eficaz actor que no solo se encuentra a la par, sino que ensalzan la propia película (y el uno al otro)

 

4 – Mrs. Brown (John Madden, 1997)

POR EL FETT

La primera ocasión que Dench interpretó a la Reina Victoria, fue en uno de los dramas reales por excelencia, y en donde John Madden, así como su real majestad, rompió ciertos protocolos sociales de la vieja usanza para recrear de manera sutil pero poderosa, el deseo de la monarca por un caballero escocés tras la muerte de su marido, el Príncipe Alberto. Es esa pequeña subida de tono, donde el romance toma una real relevancia, casi palpable, íntima y que incluso se asemeja mucho a lo hoy hecho en The Crown, donde los retratos “más humanos” de la realeza anteceden los deseos naturales de los personajes. Nominación al Oscar, Dench estuvo muy cerca de ganar su segunda estatuilla.

 

3 – Iris (Richard Eyre, 2001)

POR EL FETT

Es una historia de amor que se construye sobre el lienzo de una biopic, y quizá de ahí destaca por encima de sus símiles, al estructurar primero su romance y las personalidades que la conforman, y después la relevancia de su figura: la escritora y filósofa irlandesa Iris Murdoch. Simple y poderosa, la degradación mental que sufre la protagonista se da desde dos arcos temporales; el primero, el presente, donde se magnifica el romance y la figura del “esposo” (un brillante Jim Broadbent en el papel que le dio su Oscar) funge como el apoyo ante la enfermedad; la segunda, el pasado, donde si bien se construye la historia de Murdoch como novelista, el director presta mejor atención a cuidado a su objetivo: el origen de aquel amor excéntrico entre este par de bohemios

 

2 – Notes on a Scandal (Richard Eyre, 2006)

POR EL FETT

Lo único malo de esta película es que es tan intensa, que Eyre no puede evitar caer en las notas del melodrama, sin embargo, aún ahí, la fastuosa experiencia actoral de una verdadera hija de puta, como el personaje de Judi Dench, combinada con la tensión agravante del personaje de Blanchett, hacen de esta cinta un verdadero escandalo dramático… y del bueno. Una cátedra de como llevar a cabo la manifestación emocional de su personaje, una profesora solitaria y enamorada, que en su despecho se propone a afectar a su compañera, a la cual descubre en un romance con uno de sus alumnos; Dench se encuentra sublime, en uno de sus papeles más complejos y lejos de su zona de confort

 

1 – Shakesperare in Love (John Madden, 1998)

POR EL FETT

Olvidemos por un momento que esta cinta ganó el Oscar a Mejor Película derrocando a The Thin Red Line o a Saving Private Ryan, y solo centrémonos en lo excelentemente diseñada y en lo entrañablemente divertida y bien actuada que esta, sin contar lo destacable de sus poéticos diálogos. Ya habrán dado cuenta que soy de aquellos pocos críticos a los cuales esta polémica comedia le parece brillante, y es que quitando su sobrevalorada victoria, su encanto reside en la elegancia tragicómica con la que es relatada, así como en su ostentoso nivel actoral que literalmente ve en Dench, la joya de la corona. Minutos en pantalla y un Oscar bien merecido. Ahora acéptenlo todos, Shakesperare in Love no era la mejor película de 1998, pero tiene y sigue guardando su encanto

 

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*