Las 5 Mejores Películas de Christopher Plummer

Uno de los actores más completos y versátiles en la historia, ayer se apagó una de las últimas luminarias del gran Hollywood, la del legendario Christopher Plummer a los 91 años, uno de los pocos histriones en ganar el Oscar, el Globo, el Emmy y el Tony, considerados los 4 premios grandes de la actuación.

Nacido el 13 de diciembre de 1929 en Toronto, Plummer es descendiente de la realeza política canadiense, bisnieto del primer ministro de su país. Su primer acercamiento con las artes sería el piano, estudiando en su juventud para ser músico e incorporarse a su primera pasión: el jazz, sin embargo su verdadera vocación de repente lo tomó por sorpresa, uniéndose a una carpa teatral de donde destacaría gracias a su dominio de los idiomas inglés y francés. Así pues daría origen una de las carreras histriónicas más prolíficas dentro del cine, la televisión y el teatro desde principios de los 50.

Su primera oportunidad fílmica llegaría en 1958 bajo la firma de Sidney Lumet, sin embargo tanto el reconocimiento y estrellato, como una posición privilegiada en su capacidad por manejar perfiles heroicos y antagónicos con la misma calidad, se daría entre 1964 y 1965 con sus participaciones en The Fall of the Roman Empire y el clásico musical “The Sound of Music”, esta última donde interpretaría a su personaje más reconocido, el entrañable capitán Von Trapp.

Desde aquel momento Plummer ejercería una carrera mayormente de reparto en el cine y protagónica en el teatro, siendo siempre una de las presencias más elegantes y respetadas en ambos ámbitos. La mayoría de sus apariciones en pantalla grande son tan reconocidas como sustanciales o carismáticas, que es difícil no recordarlo a través de toda década y de generación, siendo su rostro parte de la memoria y de la cultura de cada cinéfilo(a).

Alcanzará el Oscar ya siendo un veterano, marcando también un record como la persona más longeva en conseguirlo. Con 2017 créditos entre cine y televisión, su último papel se dio en Knives Out (en acción real, pues aún su voz tiene una cinta animada por estrenar este año). Ganador de 48 premios fílmicos, de entre los que destacan Oscar, Globo y BAFTA, recordemos a Christopher Plummer con sus 5 Mejores Películas (y 3 bonus).

Que descanse en paz

 

Bonus 1 – A Beautiful Mind (Howard, 2001) Por El Fett

Plummer era un actor de reparto consagrado que podía con su mera presencia elevar relatos de lo más mediocres, como este, una biopic construida de manera convencional y artera para ganar uno de los Oscar más frívolos de la historia. Pues bien, aunque usted no lo crea y a pesar de las buenas actuaciones (este apartado es innegable en cuanto a su calidad), es la aparición del veterano el que en el guion despliega el curso más tenso e interesante del film,  dando también cátedra de interpretación natural – dramática frente al “punto crítico” del relato. Quizá esta sea la cinta que mejor resume mucho de la faceta de Plummer como actor, pivote o principal atractivo de cintas infladas y/o mediocres… como Knives Out, otro claro ejemplo.

 

Bonus 2 – Up (Pete Docter, 2009) Por El Fett

Una faceta en la que también incursionó (aunque muy poco), destaca que su papel de “caballero maloso” fuera también llevado a la animación con este carismático villano muy adoc a los buenos antagónicos que estructuraba Pixar por aquellas, sus épocas doradas. Como el explorador y piloto Charlez Muntz, es casi posible ver a Plummer en aquella representación animada tan bien delineada y amenazante a pesar de su edad y de la obvia comicidad que dicho factor lleva. Como dato curioso, esta sería la tercera vez en la que Plummer participaría en una cinta animada, siendo las anteriores An American Tail (1986) y  Rock-a-Doodle (1991), ambas de Don Bluth. Dato personal, Up se debe de ver definitivamente en su idioma original

 

Bonus 3 – Twelve Monkeys (Gilliam, 1995) Por El Cine Actuario

La historia apocalíptica que nadie quiere ver en época pandémica contó con la participación de Christopher Plummer como el doctor Goines, padre de uno de los protagonistas, Jeffrey Goines (interpretado por Brad Pitt); aunque el rol de este personaje era únicamente hacer un contrapeso entre la personalidad alocada de Jeffrey, Christopher no solo cumple ayudando a ejecutar el desarrollo del personaje interpretado por Pitt, necesario para el movimiento de la trama, sino también como nexo hacía el giro del “villano” o del “culpable” en cuanto a la elaboración y propagación del virus que acabaría con la humanidad, y de ahí la confusión que engalana el título de esta gran cinta de ciencia ficción

 

5 – The Last Station (Hoffman, 2009) Por El Fett

Existen momentos dentro de esta historia sobre la esposa de León Tolstói y León Tolstói, que el director es incapaz de salirse del melodrama marca “Hallmark”, excepto aquellos en los que Helen Mirren y Christopher Plummer se ensalzan el uno al otro; una especie de asociación entre dos leyendas histriónicas, si bien Mirren saca mejor jugo al relato gracias a que el guion le otorga mayor peso y trasfondo, la interpretación de Plummer, llena de gracia y dramatismo, confirman a un actor que a pesar de su veteranía sigue denotando pasión, frescura y sorpresas como estas, de donde se originó su primer nominación al Oscar (si, su primera). Potente química actoral, vale la pena ver la película solo por dicha cátedra.

 

4 – All the Money in the World (Scott, 2017) Por El Cine Actuario

Derivado de las polémicas del caso Kevin Spacey, que desembocaron en el veto del actor de la cinta, Plummer tuvo que entrar de último minuto interpretando el papel de J.Paul Getty, un millonario demasiado avaro que a regañadientes y bajo ciertas condiciones poco morales aceptó dar dinero para el rescate de su nieto; en palabras de productores, Spacey había logrado una representación más fría del personaje, pero Christopher logró darle más carisma y calidez, lo cual lo hacía doblemente peligroso, pues si a un personaje calculador y sin corazón lo dotas de carisma tienes al antagonista perfecto para cualquier película, un trabajo que solo un actor como Plummer podría lograr.

 

3 – The Insider (Mann, 1999) Por El Fett

En su momento todos consideraban la nominación (y hasta victoria) de Plummer en los Oscar con esta enorme actuación de reparto, que en mucha parte es mucho más compleja, atractiva y hasta menos “sobresaltada” que los típicos arranques de Al Pacino. Como un famoso periodista de una prestigiosa cadena de televisión, Plummer exhibe en un solo papel su capacidad de pasar de un personaje sin escrúpulos a uno que busca la redención no solo con una naturalidad apabullante, sino también con tal presencia que su personaje se convierte en un atractivo y referente inmediato del relato, incluso por encima del protagónico de Pacino y al mismo nivel que el de Crowe. Una de las omisiones más escandalosas en el mundito del Oscar.

 

2 – Beginners (Mills, 2010) Por El Cine Actuario

La película que hizo que se convirtiera en el actor más veterano en recibir un Oscar, su papel como un viudo que declara su homosexualidad, es no solamente el eje central de la película sino también una interpretación conmovedora y  alejada de cualquier estereotipo; pero no solo es el dote de carisma y de positividad ante las circunstancias(recordemos que en la película este personaje le da cáncer) lo que hace especial su interpretación, sino que el personaje tiene un trasfondo bastante interesante acerca de los sacrificios que uno hace por preservar la integridad de los seres queridos, lo que desemboca en limitar la verdadera personalidad por miedo al rechazo, hecho que le obligó ocultar su homosexualidad y que incluso hace que su hijo se cuestione verdaderamente lo que es el amor, en este sentido quizás sea uno de los personas más complejos que interpretó Christopher en su carrera.

 

1 – The Sound of Music (Wise, 1965) Por Vilma Aida

Hace 56 años que se estreno esta película y ha envejecido con la misma gracia y belleza que la pareja protagonista, María  y el Capitan Von Trapp. Que me perdone María, pero hoy vamos a honrar al Capitan Von Trapp. Un hombre integro, maduro, con una carrera intachable, millonario, dueño de un pequeño palacio a la orilla de un lago con vistas a los Alpes, viudo y padre de siete hijos. Si bien cuando lo conocimos estaba un poco amargado y con un silbato dirigía a sus siete hijos, sin embargo, después, nos encontramos con un padre amoroso, de palabra firme pero seguida de una caricia. Un caballero que sabe bailar y cantar. Guapo, varonil, con una sonrisa encantadora y una mirada penetrante. Si, suena al hombre perfecto y tal vez lo sea, pero es un personaje de ficción, un príncipe de un cuento de hadas, así que solo el gran Christopher Plummer lo podía interpretar y lo hizo perfecto. Con ese personaje lo conocí y desde entonces vivo enamorada de él. Christopher Plummer vivió 91 años y fue un hombre que envejeció con elegancia, siempre fue guapo y siempre conservo esa gallardía que pocos tienen… como el Capitán Von Trapp.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Cinescopia   @Cinescopia   cinescopia.com

Equipo editorial de Cinescopia.


1 Comment

  • El artículo que el Sr. Fett publicó hace unos meses respecto a los actores que acababan de cumplir (o superaban) los 90 años, en realidad es una Death Note!!

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*