Las 5 Mejores Películas de H.G. Clouzot

El propio Hitchcock declaró que su mote de “El Maestro del Suspenso” estuvo en peligro de arraigarse a él gracias a este extraordinario narrador francés. Si bien a Clouzot no se le consideró nunca como un revolucionario gracias en mucha parte a la sombra del propio Alfred, a su condición geográfica  y distributiva, y finalmente a su polémica por haber colaborado con el régimen nazi, su figura ha perdurado en el colectivo fílmico debido a cierto par de joyas atemporales que denotaron en su momento incluso el mayor nivel de suspenso narrativo (por encima de Hitch) visto en la historia del cine.

Nacido un día como hoy, al terminar sus estudios Clouzot trabajó primeramente como periodista. Para la década de los 30 trabaja en la industria del doblaje en Berlín. Por esos tiempos realiza sus dos primeros largometrajes, pero sin ninguna relevancia para su obra o carrera posterior. Ya bajo el régimen nazi y apoyado directamente por la maquinaria de Goebbels, Clouzot filma sus dos primeros éxitos, dos obras de gran valor narrativo pero también de consecuencias muy polémica.

De solo 13 películas en su carrera (12 de ellas en un período de 20 años), a pesar de su cierta intermitencia, Clouzot fue el único director en la historia en hacerse del Oso de Oro y del gran premio de Cannes (hoy Palma de Oro) por un mismo film (además de ganar un premio especial del jurado en este último por el documental “El Misterio de Picasso”), además de ganar el León de Oro de Venecia por “Manon” en 1949 y el mejor guion en San Sebastián, convirtiéndolo en uno de los únicos cineastas en hacerse de los 3 festividades más importantes en el rubro fílmico.

Se retiraría en 1968, muriendo 9 años después tan solo a los 69 años. Recordemos al “Otro Maestro del Suspenso” con sus 5 Mejores Películas.

 

5 – El asesino vive en el 21 (1942)

Considerado en muchos libros (y de manera oficial) como su primer largometraje, esta joya perdida de Clouzot posiblemente tenga la misma importancia dentro del thriller como en su momento lo tuvo Lang con “M”. Aunque aquella podría ser considerada como la madre de todos los thrillers, esta cinta podría considerarse su sucesora más inmediata al abonar de manera sustanciosa a la estructura del asesino serial dentro del cine, décadas antes incluso de formalizar un perfil sobre estos “personajes”. La historia sobre un asesino que lleva 4 víctimas y que deja de manera cínica su marca en los lugares de los crímenes, se aborda desde la perspectiva de la investigación de un detective que llega a París para tratar de capturarlo según sus acciones y perfil

 

4 – La Verdad (1960)

Una enorme película sobre juicios y que aborda (no estrictamente) el método narrativo “Rashomon” al basarse en los distintos testimonios de los(as) conocidos(as) de una mujer que de manera inexplicable (o al menos sin ningún motivo aparente) es acusada de asesinar a un afamado músico. Como de costumbre Clouzot construye una atmosfera de constante tensión, resultado de sus propios diálogos y en la búsqueda de esa pasión, venganza o mera explicación del “por qué” se dio tal crimen. Una de las mejores actuaciones de Bardot. Una película provista de un ritmo notable y que resalta por su extraordinario  montaje, esta sin duda fue la última cinta de indiscutible calidad en su carrera.

 

3 – El Cuervo (1943)

Por Edgar del Valle

Es la segunda película de Clouzot, realizada durante la ocupación alemana. En ella se narra como un pueblo francés esconde secretos que son puestos a la luz por unos anónimos firmados por El Cuervo. La cinta fue prohibida por considerarla colaboracionista y su director condenado al ocultamiento. Una intriga en donde todos los personajes tienen una ética muy dudosa, incluido el protagonista, un psicólogo sometido a pruebas en cuanto a su honor. Clouzot apuesta por un misterio clásico, que no se resuelve hasta el desenlace, en una película incomprendida en su época y quizás también en la actual, en parte gracias al hecho de ser producida por el propio Goebbels y el régimen nazi, pero que conserva una esencia narrativamente objetiva y repleta de suspenso

 

2 – Las Diabólicas (1955)

Un dato extremadamente curioso y definitorio para la carrera de ambos, es que Hitchcock perdió solo por un rango de horas la compra de los derechos de “Las Diabólicas” frente a Clouzot, lo cual causó en Hitch un gran pesar debido a la competencia que ambos sentían en el ramo del suspenso. Estamos ante una gran historia de intriga, suspenso y hasta horror, donde Clouzot despliega una calidad superior tanto narrativa como técnica, al hacer que la audiencia tenga una participación activa en este tóxico triángulo relacional (complejísimo para la época) durante tres cuartas partes del metraje (solo los tres protagonistas en escena en espacios cerrados que simbolizan la opresión). Joya que contiene una de las secuencias más aterradoras de la historia.

 

1 – El Salario del Miedo (1953)

No hay pieza que defina mejor el suspenso que esta trepidante joya. El compromiso que requiere Clouzot por parte del espectador se convierte en uno de los lazos fílmicos no solo más íntimos y empáticos, sino también más emocionales cuando se comience a somatizar toda la tensión vertida en un metraje que literalmente con cada curva de su mortal camino, lleva hacía un destino o un final tan inesperado, como esperanzador y/o trágico. En un según plano digno de también digerir por parte de la clase obrera, la crítica hacía el sistema laboral es recia y tan inmisericorde como su trayecto, formando así un conjunto de sudor y miedo que incluso por momentos hacen ver a Hitchcock muy, pero muy diminuto.

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*