Las Mejores 5 Películas del Capitán América Chris Evans

De los 52 títulos que marca su currículo, podríamos considerar con los ojos tapados al 89% de ellos como bodrios cómico – románticos – aventureros y/o de acción, sin embargo la aún joven carrera de Chris Evans tuvo un reenfoque total a principios de esta decáda desde que curiosa e irónicamente aceptó a regañadientes de muchos fans (tomando en cuenta que se barajeaban nombres como Brad Pitt, Tom Cruise, etcétera) el rol para el que al parecer fue concebido desde el vientre de su madre, esperma de su padre y ancestros milenarios, el del Capitán América. A partir de ahí toda la suerte parece cambiar, pero ¿Un rol de superhéroe puede dar la maduración dramática necesaria para corregir toda una estela de infamias histriónicas? Como el suero del súper soldado… eso fue posible.

Pero quizá su lento y progresivo crecimiento como actor no sea del todo un misterio, pues Evans en realidad no estudió artes dramáticas como se debe, sino que solamente al tomar un curso de verano de actuación inmediatamente fue contratado para sus primeros roles en comerciales, videoclips y series televisivas, hasta que en 2001 recibió su primera oportunidad en cine con la estúpida película americana, “No es otra estúpida película americana” ¿Chistoso no lo creen? De ahí comenzaría un ascenso juvenil que desembocaría en una de las más vergonzosas rachas fílmicas de la pasada década con bazofias de proporciones épicas tal como las dos primera partes de Fantastic Four y The Losers, peculiarmente relatos de superhéroes y comics que quedarían enterrados como tres de las peores adaptaciones de la viñetas al cine en la historia.

El escudo y las mallas de barras y estrellas no solo traerían consigo 10 participaciones dentro del MCU, sino también el acceso a personajes más complejos dentro de algunos dramas y thrillers que reconstruirían su figura y posicionamiento como histrión. Dado el reciente y triste anuncio de su retiro como el Capitán de Los Vengadores, no cabe duda que Evans deja un hueco difícil de tapar no solo en el futuro de la saga de Marvel, sino en el corazón de todos los que lo vimos transformándose en el único y auténtico Steve Rogers dentro de este subgénero de más tropiezos que aciertos, y en donde Evans no solo protagonizó la mejor propuesta de la franquicia, sino que otorgó en sus otras participaciones cierto peso dramático necesario para no caer en el burdo humor de todos sus demás compañeros héroes.

Vale la pena por eso hacer un pequeño recuento de sus 5 mejores películas y/o participaciones del 2010 a la fecha.

 

  1. Scott Pilgrim vs The World (Edgar Wright, 2010)

Sin duda el mejor contrincante para el personaje del Scott fílmico fue una especie de auto parodia de su reciente pasado actoral y porvenir, encarnando a una de las ex parejas de Ramona que es un actor dedicado a las películas de acción. Aunque esta participación puede clasificarse más como curiosidad que una desempeño relevante en su currículo, es de todos conocidos que la adaptación fílmica de Pilgrim marcó un antes y después no solo para la generación Z fílmica en la reciente entrada de esta década, sino también el despunte de Wright como narrador, de Winstead como actriz y accidentalmente también el de Evans, 9 años después de haber comenzado su carrera (otro curioso dato es que Scott causó un daño colateral en Michael Cera, poniéndole fin a su fugaz ascenso juvenil desde el 2007 ).

 

  1. Gifted (Marc Webb, 2017)

Confirmado la madurez adquirida, Evans no solo logra un emotivo papel como un tío dedicado a la compleja educación de su sobrina “genio” tras la muerte de su hermana, sino también una notoria química con la verdadera estrella de la cinta, McKenna Grace, en lo que se convierte en un círculo actoral dramático y entrañable que a pesar de todo su gastado molde y clichés melodramáticos, funciona y no decae en ritmo y/o interés gracias a la fusión aún sorpresiva del talento de estos dos. Como dato curioso, en el film Evans hace algunas alusiones a su religión panteísta (aunque fue criado como católico), de la cual es un activo profeso, quizá un valor agregado que hizo que se abordara con mucha naturalidad a un personaje en el cual se nota demasiado cómodo, pero no por eso falto de elogio.

 

  1. Snowpiercer (Joon-ho Bong, 2013)

En el punto medio podemos notar que para este tiempo Evans es un actor de funcionalidad variada, que al parecer mejora su desempeño bajo los términos de la SF y el thriller. En esta ocasión logra sobrellevar un protagónico revelado como un fino y sorpresivo antihéroe, casi acaparando todo el tiempo en pantalla y manteniendo una química destacable con actores veteranos de mayor nivel, tales como John Hurt, Ed Harris o Tilda Swinton. Para fines narrativos, el director coreano parece no haberse equivocado en su elección, pues Evans se convierte en la perfecta extensión de acción y suspenso para cruzar los vagones de un tren apocalíptico que funciona simbólicamente como un retrato de control económico y sociocultural; un capitalista thriler de ciencia ficción por demás curioso y muy entretenido que hay que calificar como una de las propuestas más frescas del género en los últimos años.

 

  1. The Iceman (Ariel Vromen,

El papel que demostró lo que Evans puede ser capaz de hacer en un futuro alejado del escudo fue también el más alejado de su zona de confort, desempeñándose como un villano desaliñado y casi irreconocible que bajo el excelente debut narrativo gringo de Ariel Vromen, funge como un símbolo clave en el título y desarrollo del film, al ser una extensión asesina del protagónico de Michael Shannon e incluso llevar oficialmente el alias de “Mr. Freezy”. Nuevamente Evans se denota más allá de sus sorpresivas capacidades actorales como un actor de excelente soporte, manteniendo el nivel de un soberbio Shannon durante el tiempo que comparte juntos la pantalla, proveyendo también de un impulso y nuevo interés a la trama gracias a su aparición hacia la segunda mitad del metraje.

 

  1. Captain America: The First Avenger / Captain America: The Winter Soldier (Joe Johnston, 2010 / Anthony y Joe Russo, 2015)

Será difícil imaginar a otro en la piel del “Cap”, y es que no hubo manera más perfecta de introducirse física y psicológicamente en la piel del personaje que como lo hizo Evans, creando así no solo el personaje más atractivo (y uno de los mejores estructurados) de la serie, sio también proyectando la esencia pura de la figura heroica en lo que significa la mejor película del MCU (sin dejar de lado la primera The First Avenger, un producto muy entretenido, bien actuado y medianamente bien dirigido): The Winter Soldier. Este “Superman marveliano” capta lo que muchos los valores del definitivo “súper gringo”, sin dejar de lado la aversión de su misma sociedad, sus complots, manejos de armas  e hipocresía mundial, enemigos que el Cap desarrolló durante sus dos primera entregas y que vio mediante el tono de thriller de The Winter Soldier su consolidación como el producto más serio y complejo de este intermitente universo.

Evans hizo al suyo al Cap fundiéndose en una sola personalidad y hasta proveyendo a sus historias de los mejores desempeños físicos y secuencias de acción, gracias también a la esencia de un personaje que requería mucho menos de CGI y más naturalidad en sus relatos y desempeños. La pregunta es simple, y es que ahora ¿Quién podrá defendernos?

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*