10 Datos Curiosos sobre Steve McQueen, el símbolo de “lo cool”

Por Edgar Del Valle

El 24 de marzo de 1930, nace en Indianápolis el actor Terence Steve McQueen, quien es considerado uno de los actores más carismáticos del cine de Hollywood.

Infancia trágica

Fue hijo de un marino mercante, que lo abandonó antes de nacer, y una madre alcohólica que igualmente lo dejó a los 12 años, provocando que se convirtiera en un delincuente juvenil, enamorado de las motocicletas y automóviles deportivos.

Juventud militarizada

A los 14 años ingresó a un reformatorio y al salir se enroló en la marina mercante. De vuelta a Estados Unidos realizó todo tipo de trabajados para poder sobrevivir. En 1947, a la edad de 17 años, ingresó al ejército en donde sirvió tres años. Posteriormente al darse de baja, radica en la ciudad de New York, en donde entrar a estudiar interpretación al Actor Studios, por esa época se casa con Neile Adams.

Born to be Wild

El actor amaba la velocidad y el riesgo. Desde muy joven compaginó sus estudios con la participación en carreras de motos y coches. Gracias al dinero que ganaba en las carreras pudo cumplir uno de sus sueños: comprarse una Harley-Davidson. A su muerte, contaba con una d elas colección más grandes motoso y autos

Primeros papeles

En 1955 consiguió su primer papel en Broadway y un año más tarde actuó en papeles secundarios de cine. En 1958 protagonizó el clásico de ciencia ficción La Mancha voraz. Posteriormente 1958 a 1961, protagonizó la serie de televisión Randall, el justiciero [Wanted: Dead or Alive], que le dio la fama en su país.

Camino a la fama

En 1960 filma una de sus películas clásicas “Los 7 magníficos”, remake en western de Los 7 Samurais de Akira Kurosawa dirigida por John Sturges y en donde comparte el protagónico con Yul Brynner. El estrellato en la pantalla grande se lo otorgó su protagónico en la película de 1963 “Gran escape” y posteriormente con la película “El Yang-tsé en llamas” (1966) fue nominado al premio Oscar. Repite el éxito con Bullitt (1968) y ese mismo año protagonizó otro clásico: El caso de Thomas Crown (1968). Posteriormente participa en infinidad de películas que se convierten en éxito de taquilla como es el caso de “Le Mans” (1971), “La huida” (1972) y “Papillón” (1973). En 1974 filma la película “Infierno en la Torre”, en donde comparte créditos con actores de la talla de Paul Newman y William Holden.

En la mira de Manson

La noche que el clan de Charles Manson asesinó a Sharon Tate, McQueen estaba invitado a cenar, pero al final canceló por tener otros planes. Después se sabría que él también estaba en la lista negra del asesino.

Pose de diva

Era sabido que el comportamiento rebelde de McQueen desembocó en una pose de diva y de fanfarronería en su etapa como estrella de Hollywood. McQueen se dio el luego de rechazar papeles  protagónicos en cintas como The French Connection, Superman, Dirty Harry, Close Encounters of the Third Kind y One Flew Over the Cuckoo’s Nest.

Retiro

A pesar de encontrarse en el momento álgido de su carrera y ser el actor mejor pagado, a mediados de los 70 McQueen dejó de ser constante e inexplicablemente dejó de actuar. Se refugió en su casa y dedicó sus días a beber, fumar y montar en moto

Expiación religiosa

En sus últimos años abrazó el cristianismo, encontrando en la religión un vehículo para expiar sus traumas. El actor se volvió más amable y menos egoísta, incluso llamando a todos aquellos a los que creía haber hecho daño.

Muerte

El rey de lo cool murió de un ataque al corazón el 7 de noviembre de 1980. Sufrió dos infartos consecutivos tan solo 24 horas después de que le extirparan dos tumores. Tenía 50 años.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Edgar Del Valle    


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*