Glass: superhéroes entre nosotros.

Después de que Múltiple (Split) nos sorprendiera como la inesperada secuela de El Protegido (Unbreakable) finalmente llega de la mente de M. Night Shyamalan la tercera entrega: Glass. Una culminación que lejos de ser un choque de fuerzas es una narración sobre la naturaleza y definición de superhéroes.

Es necesario conocer a los personajes antes de comenzar el viaje que se nos presenta, no recomendaría ir sin antes haber experimentado la revelación de David Dunn (Bruce Willis) a su super fuerza, el oscuro ingenio fruto de la debilidad ósea de Elijah (Samuel L Jackson) y a las múltiples personalidades de Kevin Dumm (James McAvoy). Los tres terminarán encerrados en un hospital psiquiátrico bajo el cuidado de Dr. Ellie Staple (Sarah Paulson) y buscarán como salir, no sin antes perderse un poco a si mismos.

La película no es perfecta pero es ambiciosa, trae consigo un mensaje de pertenencia, identidad, reconocimiento; el personaje de Sarah Paulson está ahí para cuestionar la superhumanidad y lo hace tan bien que incluso como espectador comienzas a dudar de lo que estas observando. El ritmo es una mezcla de las anteriores, la primera mitad se toma su tiempo con calma que recuerda a la primera entrega donde la única escena de acción son cinco minutos al final en la piscina con David Dunn y su poncho verde. Hay muchas tomas que recuerdan paneles de comics y un uso de colores excepcional, además de muchos guiños a las precuelas. Sin duda un viaje diferente, muy alejado de los reflectores o spandex de colores.

 

La clave es ir sin expectativas, aquí no se intenta hacer lo que los grandes estudios han estado haciendo los últimos diez años, y si bien Shyamalan es famoso por sus twist de trama no es lo que define la experiencia. Sí hay un par de sorpresas pero lo más interesante es lo que aportan al mundo y las preguntas que surgen a partir de, hay mucha información en esta cinta y todo da para un intenso debate, porque si algo es seguro es que las opiniones serán polarizadas.

Es difícil ahondar en las sorpresas sin caer en spoilers y sobre todo el final que dejará pensando a más de uno. La mejor opción para disfrutar esta semana en cartelera.

Director: M. Night Shyamalan
Escritor: M. Night Shyamalan,
Duración: 2h 9min
Presupuesto: $20 million

Etiquetas:  

Acerca del autor

Sahury   @sahury   letterboxd.com/sahury/

Tiene muchos sentimientos sobre películas desde 1988. Entiende el cine moderno como industria primero, arte después.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*