8 Segundas partes que SI fueron buenas.

Queridos lectores, entre los amantes del cine circula un viejo dicho que afirma que “Nunca las segundas partes fueron buenas”, y la mayoría de las veces es cierto, sin embargo hay honrosas excepciones que desmienten lo dicho y que llegan a ser tan buenas e incluso mejores que sus antecesoras, o por lo menos trascienden como una digna secuela para recordar. Para muestra échenle un vistazo a las siguientes producciones:

 

Back to the Future 2 (Robert Zemeckis, 1989)

Después de viajar abordo de un De Lorean hasta el año 1955, conocer a quienes serán sus padres y hacer la proeza de reunirlos para asegurar su propia existencia, Marty McFly viaja ahora al año 2015 para solucionar un caos de mayores proporciones que amenaza con alterar no solo su futuro sino el de sus descendientes.

Volver al futuro 2 es una trepidante aventura en donde el protagonista va al futuro, regresa al presente, repite su ida al pasado y aunque todo eso suena algo enredado y hasta confuso, visto en pantalla es espectacular. Quizá tenga sus errores argumentales, imposible sería no tenerlos dada la complejidad de la historia, pero cualquiera de ellos es pecatta minuta comparado con la diversión que ofrece. El director Robert Zemeckis vuelve a hacer gala de su habilidad como maestro del entretenimiento. De igual manera, el alumno aventajado de Spielberg, juega con los planos y la edición para que como espectadores nos emocionemos observando como el Marty de la segunda película se encuentra con el de la primera en las escenas ya vistas en 1985. El logro técnico obtuvo una nominación al Oscar por mejores efectos visuales.

 

The Dark Knight (Christopher Nolan, 2008)

Para un gran sector del público y la crítica esta es la mejor película sobre el hombre murciélago, no solo de la trilogía dirigida por Christopher Nolan sino también de las adaptaciones previas. Una cinta en donde por fin, los amantes de la historieta creada por Bob Kane y revitalizada por Frank Miller pueden disfrutar del Batman oscuro, protagonista de los comics editados en las últimas décadas del siglo XX y principios de éste. Un film que, aunque grandilocuente, no solo es un mero espectáculo visual sino también un estudio a la psique de dos personajes tan disímiles en su sentido de la justicia pero tan parecidos en su consecución de la misma. La mejor parte sin duda, se la lleva Heath Ledger en el rol del Joker, villano que termina por opacar al héroe gracias a una interpretación que le valió más de 25 premios internacionales, casi todos ellos póstumos debido a su lamentable deceso.

 

The Godfather Part II (Francis Ford Coppola, 1974)

Considerada por la crítica especializada como la mejor secuela de todos los tiempos, El Padrino 2 dirigida por Francis Ford Coppola cuenta en forma paralela el ascenso al poder de Don Vito Corleone a principios del siglo XX y el de su hijo Michael en los años cincuenta. Obra Maestra convertida en el máximo referente del género de gánsteres que consagra la figura del patriarca Corleone como icono cinematográfico. Gracias a su extraordinaria interpretación de Don Vito, Robert De Niro ganó el Oscar como mejor actor de reparto, caso curioso pues a Marlon Brando le fue entregada la estatuilla en la categoría de mejor actor por encarnar al mismo personaje en la primera parte.

 

Aliens (James Cameron, 1986)

Después de escapar del letal extraterrestre que asesinara a toda su tripulación, la teniente Ripley es encontrada en el espacio y llevada de regreso al planeta LV-426, el cual ya ha sido colonizado. Ahí tendrá un desafortunado reencuentro con las criaturas del título.

Siete años tuvieron que pasar para que los Aliens de Ridley Scott regresaran a la pantalla grande, ahora bajo la dirección de James Cameron. Y la espera valió realmente la pena. En mi opinión Aliens el regreso es una película más emocionante, dinámica y terrorífica donde se aprecian en todo su esplendor los ahora famosos monstruos creados por el diseñador suizo H.R. Giger. Sigourney Weaver dejó de ser la muchacha inocente de la primera película para convertirse en un personaje de antología, aguerrido, protector e inteligente, una heroína fuera de serie que sobresalió en un cine de acción dominado por los hombres. El papel le valió una nominación al Oscar como mejor actriz.

 

Indiana Jones and the Temple of the Doom (Steve Spielberg, 1984)

El éxito en taquilla de Los cazadores del arca perdida provocó que Steven Spielberg y George Lucas apresuraran la filmación de una película en la que el hombre del látigo y el sombrero volviera a emocionar al público con sus aventuras. De hecho, es evidente que ambos llegaron a la conclusión de que, para aumentar sus ya millonarios ingresos en taquilla podían agregar algunos ingredientes que fueran más atractivos para el público infantil y cambiar la clasificación de adolescentes y adultos a apta para toda la familia.

Mientras que en la primera parte -que en sentido cronológico aborda situaciones que corresponden a un año después- el arqueólogo Indiana Jones debía encontrar el arca de la alianza antes de que cayera en manos del ejército nazi, en El templo de la perdición, ese misticismo bíblico es sustituido por una trama menos solemne pero con una mayor carga de humor negro. Indiana ahora tiene un niño comparsa y una mujer que empeora siempre las cosas. Cierto es, que el guion es inferior al de la primera cinta, pero todas y cada una de las escenas de acción son impresionantes y en nada demeritan al personaje como por desgracia sucedió en la última entrega de la cual ya no quiero ni acordarme.

 

Terminator 2: Judgment Day (James Cameron, 1991)

Estamos ante un caso Sui Generis, el villano de la primera parte convertido en el héroe de la segunda. Responsable directo de ello, Arnold Schwarzenneger quien ya con el status de súper estrella podía darse el lujo de ser el protagonista de la película. La vuelta de tuerca le sentó de maravilla a un guion que tiene algunas incongruencias propias de una película en donde se tratan las paradojas de los viajes a través del tiempo. Aun así, la cinta es tan genial como su antecesora y el “gobernator” tiene más diálogos y frases, incluyendo la clásica “Hasta la vista baby”.

Pero lo que en realidad es digno de recordar son los increíbles efectos especiales creados por Industrial Light and Magic. Terminator 2 es el primer largometraje con imágenes generadas en CGI (Computer Generated Imagery) sistema de animación computarizado que revolucionó la forma de hacer cine sobre todo de ciencia ficción y fantasía.

 

Toy Story 2 (John Lassetter, 1999)

En 1995 Woody, Buzzlightyear, los cara de Papa y demás protagonistas de Toy Story regresaron a Disney a los primeros puestos de la taquilla mundial. Por lo que realizar una segunda parte era una asignación obligada. En la secuela, uno de los juguetes es secuestrado por un coleccionista, por lo que los divertidos juguetes vivientes entran de nuevo en acción con el irónico humor que los caracteriza.

A los personajes ya conocidos se unen la vaquerita Jessie, el caballo Tiro al blanco y el apestoso Pete en una aventura tan graciosa y por momentos tan enternecedora que, aunque dirigida principalmente al público infantil, termina por ser apreciada por los espectadores de todas las edades. Pixar se anota otro diez con una técnica de animación sobresaliente confirmando que en esa división de Disney, lo que sobra es el talento. La ingeniosa cinta fue ganadora del Globo de oro por mejor película genero comedia musical.

 

The Lord of the Rings: The Two Towers (Peter Jackson, 2002)

Cuando vemos una película apoteósica en todos los sentidos, solo podemos esperar que su secuela tenga como mínimo la misma calidad, y está segunda adaptación de la trilogía de J.R.R Tolkien dirigida por el neozelandés Peter Jackson no defrauda. El señor de los anillos es tal vez la trilogía más uniforme en el cine hollywoodense, considerando que por ejemplo, El padrino 3 aunque aceptable se encuentra lejos de sus antecesoras. Prueba de ello es que al ver Las dos torres se percibe que no hubo un receso entre la realización de la primera y segunda película que diera pie a que se filmara de una forma diferente.

Batallas épicas, seres como los hobbits que durante su travesía se vuelven entrañables, villanos tan terribles como memorables, una dirección impecable y un reparto multiestelar la hicieron merecedora a una nominación al Oscar por mejor película.

 

Queridos lectores, si ustedes conocen otra película que crean merecer estar en esta lista, este colaborador segundón agradecerá envíen sus sugerencias.

 

Etiquetas:  

Acerca del autor

Flaco Cachubi     blogcinefantastico.blogspot.mx/

Amante del séptimo arte desde que tiene memoria o lo que es lo mismo desde que vio Superman. Sus géneros favoritos son el horror, la fantasía y la ciencia ficción. Ferviente admirador de Hitchcock y asiduo lector de Stephen King. El cine de luchadores, su máximo placer culposo. Se describe a sí mismo como un ser viviente que cultiva su mente, para ser un cadáver muy culto.


2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*