Cannes 2018: El fuego surcoreano enciende Cannes

En esta 9ª lluviosa jornada de Cannes, la prensa y los expertos esperaban con ganas el trabajo de David Robert Mitchell y su Under the Silver Lake, una historia protagonizada por Andrew Garfield y Riley Keough. En dicha trama, Garfield interpreta a un chico adicto a los estupefacientes, sin oficio ni beneficio, quien tras pasar un día perfecto al lado de su guapa vecina, y volver a buscarla, se da cuenta que ha desaparecido. A partir de ese momento vivirá un auténtico martirio.

¿Y cómo lo recibió la crítica? Pues digamos que la opinión se dividió. Hubo quienes tacharon a la cinta de un chiclote perteneciente a la cultura pop, mientras que otros defendieron la trama y actuaciones. Vamos, que quedó a deber.

Por su parte, después de ocho años de haber estado guardado, el surcoreano Lee-Chang-Dong regresó con una cinta que como su nombre lo dice, encendió al jurado. Burning está protagonizada por Steven Yeun y Kang Dong-Won.

¿De qué va? Es un suspense maravillosamente logrado que se centra en una pasión enfermiza con el sello de distinción de Chang-Dong y una de las más brillantes historias ni más ni menos que de Haruki Murakami.
Sin duda, el mejor sabor de boca que dejó el día. ¡No la pierda de vista!

Y ya fuera de competencia, anoche la invasión de Star Wars se apoderó de Cannes, al exhibir Solo: una historia de Star Wars de Ron Howard.


La cinta fue criticada en su mayoría por no tener un ápice de magia, de aquel sentimiento de la saga original, una que está por demás decirlo, se encuentra en un nivel cansino y sin sentido. Eso sí, el espectáculo que dieron los stormtroopers, fue digna de un parque de diversiones, al más puro estilo de Disneyland.

Mañana más con Mateo Garrone y Nadine Labaki.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Cat Movie Lee    


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*