Las 5 Mejores Películas de Grace Kelly, para recordar a la Princesa de Hollywood

Un día como hoy pero de 1929 nacía quizá la actriz más bella de todos los tiempos, Grace Patricia Majer Kelly, mejor conocida como Grace Kelly en Filadelfia. Su talento, directamente proporcional a su belleza, le permitió tener una muy prolífica carrera en el cine a pesar de su corta racha en la industria debido al hecho histórico suscitado en 1956, en el que la actriz se retiró de su labor artística para convertirse en la Princesa de Mónaco.

Exposicion_sobre_Grace_Kelly_en_Londres_es_Es_1271751311085

11 participaciones en Hollywood le bastaron para ser uno de los rostros más imprescindibles en la historia del séptimo arte; un premio Oscar, tres Globos de Oro y otras 8 menciones entre demás nominaciones y reconocimientos (Incluidos otra participación en Oscar y 2 en los premios BAFTA), comprueban lo que tal vez sea una de los mejores rendimientos histriónicos en la historia del cine, siendo también la principal y más conocida musa de Alfred Hitchcock y una inolvidable contraparte femenina para actores de la talla de Clark Gable, Cary Grant, Gary Cooper, William Holden y James Stewart.

grace_kelly_ya_lo_llevaba_35727973_800x1200

Desgraciadamente esta joya terminaría muy temprano su carrera y vida. Según los testimonios de historiadores, amigos y testigos, la princesa de Mónaco no tendría una agraciada vida como monarca a lado de su esposo. Así misma su repentina muerte en 1983 tras un fuerte choque en una carretera cercana a Mónaco (Apenas contaba con 52 años) fue un tremendo golpe para todos los admiradores, sociedad y el mundo del cine.

Hoy recordamos a la hermosa y brillante actriz con sus 5 mejores películas.

 

High Noon (Fred Zinnemann, 1952)

le-train-sifflera-trois-fois_image

Apenas su segundo largometraje, fue este el film que captó la atención de Hitchcock y desde cierto punto de vista el que marcaría el inicio de su leyenda. Como la prometida de un sheriff asediado por una banda criminal, una muy joven Kelly (Apenas 23 años) soportaría el desbordante talento de un veterano Cooper para llevar a cabo un papel pequeño pero muy sustancial, siendo el peso femenino (Junto a Katy Jurado) de un mítico western que sería filmado en tiempo real.

 

The Country Girl (George Seaton, 1954)

the_country_girl_us1sh

Excelente y visceral drama que le valió a Kelly su premio Oscar al interpretar a la esposa de un depresivo y alcohólico actor de teatro sumido en una crisis. El mundo teatral se cimbra en esta conjunción gracias al poder del trio actoral (Crosby – Kelly – Holden) y al alejamiento de los clichés melodramáticos de la época. Las exageraciones histriónicas quedan de lado para que el espectador intime con la complejidad emocional en escena; su también Oscar a guion la respalda.

 

To Catch a Thief (Alfred Hitchcock, 1955)

alfred_hitchcock_to_catch_a_thief_poster_shop_new

Tercera colaboración con Hitch y sin duda la menos lograda. Aun así, ya quisieran muchos directores contar con la sofisticación artística y técnica del maestro del suspenso que entre otras cosas hace relucir de una forma prominente a los protagonistas de sus misterios, en especial a Kelly, la cual interpreta a una heredera que será usada como carnada de un ex ladrón de joyas para desenmascarar al ladrón de los crímenes por los que se le acusa. Una cinta con cierto halo de intriga dentro y fuera de la pantalla, pues el accidente en donde perdió la vida de actriz sería muy cerca de una de las locaciones de esta cinta donde junto a Grant tienen un picnic.

 

Dial M for Murder (Alfred Hitchcock, 1954)

dial-m-for-murder-spanish-movie-poster-1954

Primera colaboración con Hitch y quizá el mejor desempeño de la actriz fuera de su premio Oscar. Kelly interpreta a la esposa de un ex tenista que será el foco de la planeación de un crimen para robarle la herencia y descubrir su supuesta infidelidad. Como una fiera e inocente víctima, este divertido e irónico thriller (La comicidad accidental de Hitchcock es sencillamente genial) le permitió a la actriz por primera vez desplegar sus dos baluartes en su total expresión: belleza y talento, en mucha parte gracias a la visión del maestro del suspenso que se declararía poco tiempo después un enfermizo fanático de la hermosura de la rubia.

 

Rear Window (Alfred Hitchcock, 1954)

e3889a9982bbd6137fabaa18a5d113dbc0790548d8a210ac230646dae5ecb5c0

Una Grace Kelly enfundada en una falda larga y una blusa de escote muy coqueto para la época, se convertiría inmediatamente en el icono femenino que el séptimo arte necesitaba. En uno de los mejores thrillers y películas de la historia, junto a James Stewart la futura princesa haría gala de su realeza y elegancia en un papel secundario que le valdría quizá no todo el reconocimiento por el talento, sino por su porte y perfecta contraparte y peso femenino en una trama que te sumerge en un sube y baja de emociones encontradas entre la diversión, el romance y el más fino suspenso. Sin duda su papel más recordado, cada segundo que aparece en su pantalla es un momento glorioso para la vista y los sentidos que nos permiten apreciar el séptimo arte ¡Preciosa imagen!

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*