Las 5 Mejores Películas de Paul Verhoeven

La figura de Paul Verhoeven es fundamental para comprender la evolución de la ciencia ficción y el thriller en esa atropellada transición cultural entre los 80 y 90. Primero debemos definir al neerlandés como un narrador satírico, siendo este su estilo base para retratar a una sociedad dividida por las clases y sumida en el caos; este tono le llevaría a procrear tramas futuristas y/o thrillers criminales repletos de violencia, erotismo y una mórbida inventiva, tres recursos que en combinación con su ácido humor y crítica procrean una estética de los más trasgresora, cruenta e incluso de consecuencias traumatizantes para aquellos infantes o primeros adolescentes que osan ver su cine por primera vez.

Nacido en Amsterdam un 18 de julio de 1938, antes de ser cineasta Verhoeven se gradúo como físico y matemático, para después unirse a la armada holandesa donde irónicamente encontraría su vocación al comenzar a grabar una serie de documentales mientras se encontraba en servicio. Pronto llegaría su oportunidad en la televisión a finales de los 60, donde forjaría su primera amistad y asociación con el actor Rutger Hauer, junto al cual también se daría su primer éxito en el cine a principios delos 70, logrando atraer los focos de los estándares europeos.

Sin embargo Verhoeven se cansaría de los protocolos “festivaleros” europeos  y el poco apoyo de su propia industria, por lo cual se trasladaría a los Estados Unidos para así comenzar su trasgresora y revolucionaria leyenda dentro del cine SF y el thriller erótico, temas que inmediatamente lo llevaría a la gloria y al culto de varias generaciones gracias a sus tramas atemporales y al parecer más actuales que nunca.

Su clímax como autor se daría pues a finales de los 80 y durante la década de los 90, incluso siendo el primer director en aceptar presencialmente un Razzie por aquella accidental y ahora de culto “Showgirls”, cinta que se convirtió en uno de los primeros “top sales” de los video clubs y que a la fecha es renombrada por cineastas como Jarmusch y Rivette.

Su carrera iría decreciendo en constancia y éxitos con el nuevo milenio, dando apenas señales de vida durante 2006 y 2016. Ahora con dos producciones en puerta para 2021 y 2022 (más una serie de televisión en marcha), parece que el holandés de 82 años parece resurgir de entre las cenizas, por lo que es imperativo celebrar su cumpleaños recordando las 5 Mejores Películas de su trayectoria.

 

Bonus. Elle (2016)

Su última película fue también una resurrección narrativa suscrita a sus delicias turcas y al thriller de bajos instintos, que vio en un extraordinario papel de Isabelle Huppert, el recurso necesario para maquillar ciertas inconsistencias en su ritmo y guion. Tan inmoral como trasgresor, su impresión del erotismo se volverá la excusa perfecta para construir una crítica a los valores “sexuales” cotidianos, que a la par ponen a la mujer como el pináculo de los mismos. Ya lo notarán conforme avancemos en el top, la figura femenina puede ser tan sensual, como poderosa y destructora en el cine Verhoeven, un elemento recurrente dentro de su desprendimiento erótico desde el inicio de su carrera.

 

5 – Starship Troopers (1997)

La determinación de Verhoeven hacía con el género es de reconocerse, y en esta particular ocasión como una especie de homenaje a los filmes clásicos de monstruos y criaturas espaciales que definieron al SF en una de sus etapas históricas, y que con esta cinta alcanza límites insospechados gracias al desprendimiento de cualquier seriedad, funcionado solamente como un vehículo de entretenimiento altamente disfrutable. Ignorante aquel que la tache por sus malas actuaciones, pues estas son solo propositivas víctimas, carne y sangre para las verdaderas estrellas en acción: bichos alienígenas híper mega violentos que critican al sistema bélico y heroico americano

 

4 – Turks Fruit (1973)

El segundo largometraje de su carrera permitió a Verhoeven hilvanar ese ácido humor y trasgresor tono erótico a través de un discurso generacional y de juventud europea, uno donde la liberación sexual y de la mujer se combinaban con la muerte de la figura “bohemia”, dando lugar a la explosión de los valores culturales pop de occidente. Ahí en Ámsterdam, con un millón de dólares y con Rutger Hauer como protagonista, Verhoeven a través de un largo flashback nos narra el amor y desventura de una joven pareja holandesa y de como “el” vive en el desencanto del romance a través de su declive artístico y sus fetiches sexuales. Muy poco conocida y adelantada a su tiempo, como su título en español lo indica, es una delicia.

 

3 – Basic Instinct (1992)

Tal vez estemos hablando del thriller erótico por excelencia. Su formato visual que incluso se adapta de manera perfecta a aquella época del videhome, fue una elección precisa para desarrollar una historia policíaca “underground” donde Douglas – Stone entran en una perfecta y mórbida química, siendo esta última la que acapara la pantalla con una sensual y notoria presencia de la que nunca más sería poseedora después. Ajena a esta impresión exótica, Verhoeven desarrolla a la par un misterio que se tensa progresivamente y no como normalmente se esperaría en la resolución de los cabos y/o su conflicto, siendo hasta la maravilla de escena final donde el director de nuevo con astucia y ácido humor, desenmaraña todo el asunto.

 

2 – Total Recall (1990)

Un austriaco fisiculturista libertador de Marte, una sensual rubia letal haciendo contraparte a una morena de las minorías como intereses románticos, marcianas con tres chichis, un complot político – espacial, cambio de identidades y el concepto de “recuerdos” como el vehículo principal de la trama ¡Que exquisita vulgaridad! Y brillantemente filmada y desarrollada a partir de una de las mejores novelas de Philip K. Dick.  Con esto ¿Ya habrá usted notado que el Vengador del Futuro fue quizá el primer film noir interespacial de la historia? Verhoeven comprende a la ciencia ficción más como ficción que como ciencia, pero sin salirse de sus leyes y aprovechándola como vehículo para su crítica social – corporativa

 

1 – Robocop (1987)

Apocalipsis capitalista, las corporaciones como el mayor mal de la humanidad y la robótica como sistema para infundir miedo y control; en este caos ¿actual? el factor humano será el redentor en una lucha entre tecnología y conciencia de parte de un trágico héroe que a pesar de contar con una armadura conlleva una estructura humana distintiva. También aquí hay una metamorfosis, una violenta y caótica que a la postre la convertirían en una joya que funciona en varios planos, siendo para la SF un retrato de deshumanización actual y futurista gracias a la intensidad de su estética y a la representación de lo artificial como un aniquilador de la conciencia. Memorable, impactante y traumatizante la escena del ácido y la consecuente desintegración.

 

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*