Momentos Favoritos del Cine: The Good, The Bad and The Ugly

El western por antonomasia es resultado de la ironía, una nacida y conceptualizada en Italia y que dio al género instituido fílmicamente por Ford, un cambio de estilo, narrativa y timing en lo que se denominó “espagueti”, calificativo que curiosamente sentó las bases de dicha evolución a través de Sergio Leone.

The Good, The Bad and the Ugly redefinió las reglas; por una parte el símbolo acuñado por John Wayne, el del justiciero bondadoso y romántico siempre en búsqueda de la mayor justicia apegada a la ley, cambiaría radicalmente al del “hombre sin nombre”, un ente errante al cual no le importa el peligro, las damisela, las reglas o el honor, más que el de él mismo. En la figura de Clint Eastwood vería su emblema más común, pero Leone también ubicaría a Bronson o hasta a Lee Van Cleef como ese alacrán del oeste.

A pesar de que Leone construyó una epopeya de venganza e instauración de la tecnología sobre el salvajismo en Once Upon a Time in the West, The Good The Bad and the Ugly significa el western en estado más puro hasta la fecha, uno en el cual todos sus elementos son perfectamente comulgados y desarrollados para un fin, que es mostrar la época más cruel de aquel salvaje oeste moviéndose entre 3 ejes o escalas del cinismo y/o anti heroísmo: el bueno, que busca su propio bienestar pero con cierta tendencia hacia hacer el bien; el malo, que se acopla perfectamente al estereotipo de maldad impuesta por el entorno argumental de la guerra civil en el que cual se desarrolla la historia; y el feo, el desdichado y carismático ladrón con cierta bondad que trabaja a través de alianzas y engaños.

A pesar de toda la estructura que define el Estados Unidos más salvaje y sangriento, Leone aplica capas de humor sutiles que no restan credibilidad al relato, sino que equilibran ciertos aspectos incomodos como la tortura, la religión, la pobreza, el esclavismo, la guerra, los sacrificios y la muerte, elemento con mayor constancia en la historia. Pero todo eso tiene un solo objetivo y único motivo aparente de esta épica odisea, y esa es la búsqueda del oro, lo cual nos lleva a nuestro Momento Favorito de hoy.

Éxtasis es la palabra exacta para describirlo, misma que enmarca el título de la que sin temor a equivocarme es la mejor pieza musical compuesta para un western. La mística obra mimetiza la antesala del clímax y el fin de la odisea por el oro en carne del carismático feo (Eli Wallach). Las percusiones dan paso al piano, y el suspenso y el apuro por la encontrar la tumba de Stanton es inminente; el piano da el paso y se acompaña del oboe, reproduciendo la calma del ambiente y del logro por haber llegado por fin al destino; los tres prosiguen a  acompañar a la magnífica tenor y los violines, que antes del clímax de la escena, nos anuncian que la esperanza y la próxima culminación del viaje están por llegar. La unión se da por fin y es imposible no sentir el mencionado “éxtasis” colarse por todos nuestros sentidos cinéfilos y musicales.

La secuencia de Sergio Leone es precisamente la traducción de esa ansiedad y regocijo por el camino, búsqueda y obtención del oro. Morricone se convierte durante toda la cinta, y es especialmente aquí, en un bastión narrativo con notas musicales legendarias y de la más alta estirpe fílmica ¡Una joya! Que engloba la genialidad y maestría artística no solo de esta secuencia, sino de toda la composición cinematográfica de The Good, The Bad and the Ugly.

Les dejo también al mismo Morricone en el concierto de Viena, para dar un cierre fastuoso a nuestro recuerdo.

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


2 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*