The Boys: ¿Y si los superhéroes fuesen corruptos?

En toda esta nueva ola de las series y películas de superhéroes que encabeza en buena parte Marvel en el cine y DC en la TV hemos visto de todo, héroes siempre buenos, villanos siempre malos, moralidad en unos, inmoralidad en los otros.

Y es que lo quiera o no, los superhéroes como tal han sido parte de nuestra historia desde principios de los años 30 del siglo pasado y con el tiempo han ido evolucionando a lo largo de cada historieta y arco argumental. Pero hasta mediados de los 80’s una cosa era común, los héroes eran buenos y los villanos malos.

Después vendría la ola de escritores británicos a cambiar las reglas, siendo Watchmen de Alan Moore el primer referente que se nos viene a la mente donde los héroes dejaban de ser aquellos iconos bañados en pureza y moralidad que nos defendían. Alan Moore nos trajo una serie de héroes no tan puros que en muchos de los casos seguían sus propias reglas.

Así pues llegamos a The Boys, un comic escrito por Garth Ennis (Preacher) y dibujado por Darick Robertson y que Amazon nos trae en la adaptación Live Action en Prime.

 

¿De qué va The Boys?

Primero que nada se desarrolla en un mundo en que las personas coexisten con superhéroes y éstos tienen, como cualquier atleta superdotado, una empresa de relaciones públicas tras ellos que se encarga de hacer crecer la carrera del “supe”.

Sin embargo no todo lo que brilla es oro y aunque en la televisión los superhéroes se muestran amables con el público, la verdad es que no dejan de ser humanos y muchos de ellos se dejan llevar por los mismos pecados en que televisión tratan de limpiar.

Sin embargo, a pesar de que la gente parece adorarlos, no todos están contentos con los “supes”; The Boys es un grupo secreto de la CIA que se encarga de investigar al más famoso grupo de superhéroes del planeta, “The Seven”, mismo de quienes se sospecha que junto con la empresa que los respalda (Vought) están haciendo campaña sucia para que la empresa tenga entrada en las más altas esferas de poder en el gobierno y pueda depositar los servicios de sus “superhéroes” a cambio de beneficiosos contratos multimillonarios.

 

The Boys está integrado por:

 

Billy Butcher (Karl Urban): Agente que trabajó con la antigua líder del equipo. Odia a todo aquel que tenga súper poderes, sin excepción. Está obsesionado con matar a Homelander pues lo considera el causante de la desaparición de su esposa.

Hughie Campbell (Jack Quaid): Es un chico amable cuya novia fue asesinada por A-Train al pasar a través de ella en una calle. Se une a Butcher para buscar llevar a la justicia a A-Train

Mother’s Milk (Laz Alonso): Un antiguo colaborador de Billy Butcher que regresa a trabajar con él más a fuerza que por gusto, ya que ahora tiene una familia a quien proteger. Se desempeña como consejero en un reformatorio pero deja el puesto para regresar a ayudar al equipo.

Frenchie (Tomer Kapon): Un  experto en explosivos, municiones y comunicaciones. Frecuentemente tiene roces con MM porque no es bueno siguiendo el plan trazado.

Female (Karen Fukuhara): Es una mujer muda con poderes, que Frenchie rescató de una bodega donde la tenían como objeto de experimentos. Reacciona solo a lo que Frenchie le pide, actúa como su mascota y lo protege cada que puede. Es una desquiciada al momento de matar.

 

Los Superhéroes (The Seven) son:

 

Homelander (Anthony Starr): Es el más grande y arrogante superhéroe de todo el planeta que además lo que menos le importa es salvar a las personas, tiene su agenda propia.

Queen Maeve (Dominique McElligott): Haga de cuenta la Mujer Maravilla pero alcohólica. Es uno de los miembros más viejos de los 7. Cuando se integró al equipo su deseo era proteger y servir pero rápidamente se decepcionó de la vida de los superhéroes y ahora es solamente un accesorio a disposición de la compañía o el mejor postor.

Translucent (Alex Hassel): Es un pervertido que solo desea ver crecer su cuenta. Al ser uno de sus súper poderes la invisibilidad, el hombre se la pasa desnudo en el sanitario o vestidor de mujeres para masturbarse mientras las observa.

A-Train (Jessie T. Usher): Uno de los más jóvenes del equipo, es súper rápido y en su mente solo hay lugar para ser el corredor más rápido del planeta. Sufre de una fuerte adición a la droga “Compound V”

The Deep (Chace Crawford): Es el hombre anfibio con una fuerte adicción al sexo. No le importa violar mujeres pues sabe que nadie se le podría resistir. En el comic es un miembro más centrado, pero como no he leído el comic me quedo con la versión de Chase Crawford donde puede hablar con los animales marinos y trata de ayudarlos a salir de las redes del hombre cada vez que puede y por ello, tiene las más locas aventuras hasta cuándo va al súper mercado, pero nunca terminan bien.

Black Noir (Nathan Mitchell): No hemos visto en la serie que súper poder tiene pero siempre viste de negro y usa máscara. De hecho no tiene un solo diálogo y posiblemente sea eso lo que lo hace parecer más desquiciado que el resto.

Starlight/Annie (Erin Moriarty): El miembro más joven y reciente del equipo. Es una chica del campo con poder sobre la luz. Fue educada por su madre para pasar la audición de la compañía y convertirse en la nueva superheroína. No le gustan mucho los reflectores y considera que un héroe debe usar sus poderes para hacer el bien. Es muy ingenua e inocente.

 

¿Qué novedades tiene The Boys?

Mujeres que son objetos sexuales, superhéroes hipócritas con graves problemas psicológicos, críticas hacia el cristianismo y violencia que en ratos raya en el gore.

Me parece extraño que no se hayan manifestado las olas de feministas pidiendo que se modifique la historia de La Mujer porque básicamente es ´la mascota´ de Frenchie. No sé si nadie ha reparado en eso o es el hecho que la actriz es asiática y no se sienten ofendidas igual que si se tratase de una mujer blanca.

Queen Maeve es otro personaje femenino que se ha dejado seducir por el estilo de vida “supe” y ahoga sus confusiones e indecisiones en alcohol. Básicamente los papeles femeninos en la serie dejan muy mal paradas a las mujeres. Yo no me quejo de eso, de hecho me gustan esos personajes, solo me parece raro que hasta ahora no hayan saltado las feminazis, pues posiblemente solo tienen Netflix.

Aquí los superhéroes son unos hipócritas; olvídese de Avengers y el bien de la comunidad y bla, bla, bla… Aquí los superhéroes no tienen reparos en violar, matar, descuartizar y aterrorizar, siempre que las cámaras no los estén rodando y The Boys, bueno ellos tampoco tienen reparo en hacer lo que se tenga que hacer para desenmascararlos.

Lo que nos entrega The Boys es un grupo de superhéroes más humanos que lo que hemos visto antes, cometen errores, tienen arranques de violencia, son inseguros, hacen y reciben bullying, no son un buen ejemplo y aún así intentan dar la impresión de que son mejores solo porque tienen poderes.

 

Conclusión

 

Creo que lo mejor que vamos a encontrar en The Boys es la excelente actuación de Karl Urban como Billy Butcher, que le da al personaje la fuerza necesaria para interpretar a este atormentado y violento hombre, así como la también buenísima actuación de  Anthony Starr como el megalómano superhéroe Homelander. Esos cambios de expresión en microsegundos por parte de Starr son simplemente deliciosos, uno no sabe si lo que viene es un beso o la mirada de rayos laser que despedaza. Está genial.

Esta serie puede ser que se haya adelantado a la presentación de Watchmen ya que el tono que maneja es similar al del ambos comics. La única piedra que le encuentro es el final de la temporada que cambia radicalmente conforme a la historia del comic y quita motivación a uno de los personajes centrales. Habrá que estar al pendiente de la segunda temporada a ver que adaptación realizan y ver si no fue un error el cambio que hicieron.

Por ahora la primera temporada se deja ver. ¿Ustedes qué opinan? ¿Ya la vieron?

Etiquetas:  

Acerca del autor

Chikilla    

Nacida en el norte, con gusto por el cine y la música retro ochentera y noventera, amante de las nubes esponjaditas y los días lluviosos, las segundas meriendas y el vino tinto. El cine es el mejor vicio que uno puede tener.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*