The Defenders: Como los Avengers pero bien hechos

Marvel/Disney han cambiado la forma no solo de hacer cine sino de hacer negocios. En el 2008 cuando Nick Fury le decía a Tony Stark que si conocía la iniciativa llamada The Avengers las cosas han cambiado mucho a los largo de esos 9 años. Para bien o para mal, esto no va a parar, al menos no en los siguientes 5 años (más o menos, no soy bueno para estos de las predicciones). Pero una de las cosas que han hecho que este proyecto funcione es la capacidad de adaptarse al público y sus demandas y también para reconocer sus errores, y esto se aprecia en la nueva serie estrenada en Netflix: The Defenders.

La última entrega de Marvel/Netflix no fue tan bien recibida como las anteriores y esto levanto algunas dudas, pero como lo comentaba, aprendieron rápido y en lugar de mantener su formato de 12-13 capítulos, aquí tenemos una temporada de tan solo 8 en donde la acción se desarrolla rápido para que no se pierda el hilo de la trama ni tampoco la intensidad de la serie. A nivel producción el trabajo está muy pulido, desde que se estrenó Daredevil, la estética de cada serie ha sido muy cuidada no solo a nivel de argumento y actuaciones sino hasta en la paleta de colores, detalle que notamos en Jessica Jones, Luke Cage e Iron Fist. Esto rinde frutos cuando se ve el intro de la serie donde se conjuntan estas combinaciones.

Los escritores Douglas Petrie, Marco Ramirez, Lauren Schmidt y Drew Goddard se las ingenian de muy buena manera para que esto sea sutentable y lo que hacen es no aburrirnos con el somos del mismo bando y vamos a pelearnos, sino que arreglan esos detalles de forma efectiva y a la vez nos muestran al bando enemigo, sus intensiones así como lo que los motiva a actuar de esa forma. Igual muchos fans de los cómics pudieron haberse molestado por la forma en que se conectan las historias, en especial la de Daredevil e Iron Fist, pero la verdad es que funciona de forma muy adecuada. También debe resaltarse el tono tan distinto a lo que vemos en las películas en donde las cosas aparte de ser más coloridas, son más optimistas y con consecuencias menores para los héroes, detalle que no comparten con estas series. También el nivel de espectacularidad es mínimo de acuerdo al tipo de héroes a los cuales se les conoce como Vigilantes o héroes urbanos, ya que pasan más tiempo en la calles peleando contra el crimen organizado que deteniendo amenazas interestelares.

En cuanto al amplio elenco contamos con los cuatro de cajón que son Charlie Cox, Krysten Ritter, Mike Colter y Finn Jones, cuya química entre estos cuatro ha sido parte esencial del éxito. Además vienen acompañados de sus sidekicks de sus respectivas series pero quienes son dignos de mencionarse son las adiciones de los villanos Sigourney Weaver, Wai Ching Ho, Yutaka Takeuchi, Ramon Rodriguez y Babs Olusanmokun, los cinco dedos que gobiernan la Mano y que son los encargados de poner en jaque a nuestros mártires como Stan Lee manda. También regresa Elodie Yung como la letal Elektra Natchios quien será el arma asesina de la infame Mano.

Otro detalle importante a resaltar es que la serie se puede disfrutar sin la necesidad de ver las otras series, se hacen referencias que si bien serviría haberlas visto pero son explicadas en la serie misma para no afectar la experiencia. Los encargados de montar las coreografías se sacan un 10 ya que tenemos 4 estilos de combate muy distintos y llamativos que no decepcionan cuando llega el momento de ponerse explosivos

En resumidas cuentas

Los defenders originales

Marvel The Defenders es una excelente opción para pasar u buen fin de semana o ver una serie sin el temor de enloquecer o perder tu vida social por estarla viendo. Incia rápido y termina igual.

En cuanto a mi comparación con los Avengers no es tanto por la trama o detalles sino por el tiempo que se da a sus personajes. Si bien en the Avengers cada protagonista (excepto Hawkeye y Black Widow) tiene su propia película, el tiempo para contar su historia es limitado. El principal problema que sufre una adaptación de cómic a película es la falta de tiempo y lo que queda fuera de esta que por lo general es la furia de los ñoños. Pero con este formato las cosas mejoran mucho a menos que tus escritores no sean buenos o se respete el material original.

Cheers!

Etiquetas:  

Acerca del autor

Samuel Spade    


2 comentarios

  • Justo la estoy viendo y, hasta donde vi, me gusta. Noté el uso de distintas paletas para representar a cada uno de los héroes y la fusión entre ambos cuando empiezan los cruces. Luego de los “no tan acertados” Luke Cage e Iron Fist, The Defender creo que viene bien.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*