The Two Popes: Pecados y redenciones

Hay eventos que al recordarlos hacemos esta pregunta: “¿dónde estabas cuando…?”; en mis años me han tocado varios y recuerdo en particular cuando el Papa Benedicto XVI anunció su renuncia al papado en 2013, yo estaba en un viaje conociendo otros dioses y otras religiones y se me hizo muy significativo oír esta noticia por aquellos rumbos.

Como todos sabemos, Benedicto XVI renunció a su cargo argumentando su avanzada edad. Un tipo de renuncia que no se había dado desde la edad media y por lo tanto es algo sumamente significativo en la historia del catolicismo. Hay muchas teorías alrededor de esta renuncia. Teorías que se hablan por lo alto y por lo bajo, pero no se puede decir que sea algo oficial; desde la necesidad de una modernización y reformas a la iglesia católica, misma que no permitía una persona tan conservadora como Ratzinger, así como la pérdida en masa de feligreses, hasta las miles de denuncias por casos de curas pederastas por todo el mundo, mismas que fueron pasadas por alto por Juan Pablo II y que Benedicto XVI ya no pudo ignorar más.

A finales de este muy buen año cinematográfico, 20 de diciembre para ser exactos, Netflix nos trae una maravillosa película dirigida por Fernando Meirelles, llamada Los Dos Papas (The Two Popes). Con el buen ritmo que caracteriza a Meirelles, nos cuenta como el entonces cardenal alemán Joseph Ratzinger y el cardenal argentino Jorge Mario Bergoglio se conocen minutos antes de entrar al conclave de 2005 después de la muerte de Juan Pablo II. Pasan los años y llegamos al 2013, al año de la renuncia de Benedicto XVI y con esto empieza una gran historia donde vemos a dos hombres completamente diferentes contando sus razones e historias de vida.

Con un guion de Anthony McCarten y las excelentes actuaciones de Anthony Hopkins como Benedicto XVI y Jonathan Pryce como el Papa Francisco se logra una película de grandes diálogos, escenas llenas de emoción e historias que complementan ese gran acontecimiento histórico. Los dos personajes, a pesar de ser considerados “los representantes de Dios en la tierra”, se muestran como cualquier ser humano: con dudas, miedos, cargos de conciencia y pecados que no encuentran redención. Hay una visión completamente objetiva, cruda y con mucho humor.

La fotografía es muy bella e ilustrativa y está a cargo de Cesar Charlone. La música es muy interesante, a veces contrasta y otras te mete de lleno en las situaciones. Netflix le está apostando con todo a sus producciones originales y ya consiguió nominaciones con The Irishman, Marriage Story, Dolemite Is My Name y ahora con The Two Popes en los Golden Globes Awards 2020.

Los dos Papas va a tener una corta corrida por cines comerciales antes de su estreno en la plataforma, así que hay que estar pendientes de las carteleras.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Vilma Aida    


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*