Trailer de Campeones ¡Una cosa lamentable!

Por obra y gracia de la actriz metida a productora y directora, Lourdes Deschamps, a quien hay que reconocer tenía hace unos ayeres unas piernas de campeonato, llega a la pantalla grande la que promete ser una obra maestra del balompié fílmico, un golazo cinematográfico en la tradición de El chanfle y El futbolista fenómeno, algo así como la Champions League pero en película.

Ya hablando en serio, una cosa es recordar gracias a la magia de la repetición y al bendito youtube, ese momento histórico en que la Selección Mexicana sub 17 ganó el mundial celebrado en Perú en 2005 y otra, muy diferente, soplarse hora y media con la supuesta historia harto emotiva, aleccionadora y ejemplar de lo que sucedía fuera de las canchas con Giovanni, Vela, Aldrete y otros tantos jugadores, a los que curiosamente ya no se les brindó apoyo para estar en Primera División, tema que obviamente no van a tocar.

Para colmo, como se aprecia en el tráiler y para hacer más heroica la hazaña, se exhiben los hechos como si los protagonistas hubieran enfrentado unas condiciones más adversas que el equipo Valedores de Iztacalco. La cereza del pastel de ésta producción cuyo estreno se ha pospuesto desde el año pasado, es la actuación del galán telenovelero Arturo Carmona interpretando… ¡Al director técnico Jesús Ramírez! Tremendo favor le hizo la señora Deschamps a su marido Chucho.

Junto a Arturo Carmona participan Julieta Egurrola, Fernando Becerril y Claudia Lizaldi entre otros.

No es mi deseo sacarle la roja directa, pero tiene más posibilidades el tricolor de llegar al dichoso quinto partido en Rusia 2018, el Necaxa de llenar un estadio o el Atlas de levantar la copa, que Campeones mantenerse dos semanas en cartelera.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Flaco Cachubi     blogcinefantastico.blogspot.mx/

Amante del séptimo arte desde que tiene memoria o lo que es lo mismo desde que vio Superman. Sus géneros favoritos son el horror, la fantasía y la ciencia ficción. Ferviente admirador de Hitchcock y asiduo lector de Stephen King. El cine de luchadores, su máximo placer culposo. Se describe a sí mismo como un ser viviente que cultiva su mente, para ser un cadáver muy culto.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*