The White House Down, la chaqueta mental de Emmerich

Pues este fin de semana luego de una infinita fila debido a la combinación caótica de Cazadores de Sombras y la porquería de película de One Direction al fin pude ingresar a la sala a ver la Caída de la Casa Blanca, una película que simplemente esta más allá de la palabra absurda. Como ya saben, su Arqui les entregará este proyecto por partes para una mejor comprensión.

ARGUMENTO

No deberíamos siquiera mencionar la palabra argumento en esta película ya que practicamente es inexistente. Está película es como una mala mezcla de copas con consecuencias desastrosas entre publicidad para ir a visitar Washington DC y la Casa Blanca, un patriotismo infantil y un largo desile de cliches más reciclados que los de las telenovelas locales.
Cuando vemos una película de drama o de comedia y el argumento tiene algún hueco lo llenan con algunas escenas de acción para maquillar el asunto. El problema es cuando tienes una película de acción y las escenas de acción ya no son suficientes para mantener el ritmo de la película entonces ¿A que recurres? Pues aquí recurrieron a situaciones que tildaban en lo absurdo y la cómico, que no me malinterpreten, de no ser por la parte cómica hubiera salido corriendo del lugar, pero llego un punto en que era demasiadas las sandeces para soportarlas.
Hubo escenas de acción que si me hicieron preocuparme y sentir algo de adrenalina, pero la manera en que resolvían las situaciones para el gran héroe que por lo general eran más por suerte o por algún acto divino era lo que le bajaba la emoción al asunto. Roland Emmerich abusa de su suerte con esta película y usa todos los cliches que ha usado a lo largo de su filmografía.
El arroz más negro del filme fue el final más rosa y ridículo que uno pueda haberse imaginado, donde todo se resuelve por arte de magia y una chaqueta divina y el supuesto spinoff del final no es más que una verdadera pendejada. Me dicen que es palomera, palomera The Expendables, Die Hard, Rápido y Furioso (la primera) eso es palomero.

ACTUACIONES

¿Como soporte estas dos horas y cacho de argumento inesxistente? Porque por azares del destino a Jamie Fox se le ocurrió echarse la botana “actuando” para esta cochinada y logró hacer soportable la estadía al lado de Channing Tatum quién busca quedarse en el nicho de las películas de acción y a mi muy humilde opinión creo que tiene las tablas para lograrlo. Bueno esto es el caso de estos dos, de ahí pal real tenemos un montón de tabiques y villanos de caricatura. La guapa Maggie Gyllenhaal se conforma con un papel de tercera que solo sabe estresarse y andar de un lado a otro y realmente hay poco que decir en este apartado salvo la combinación de Tatum y Fox que es bastante divertida.

EFECTOS ESPECIALES Y VARIOS

Como toda película de acción hay explosiones y escenas con alto contenido adrenalinico. Las escenas de los vehículos aéreos navegando por el cielo de la capital de los USA estan muy bien logradas, también los extras caracterizados como militares hacen bien su trabajo, hasta trajeron tanques de guerra para darle una mejor vista del filme. Hay que darle crédito a los malosos y al Tatum debido a que sus movimientos y gestos corresponden a los de fuerzas especiales, las coreografías de combate son fluidas y se hay tomas abiertas para que se aprecien correctamente, lo cual se agradece porque la verdad eso de tomas cerradas en los combates mano a mano nomás no.

Hollywood y su complejo de si yo quiero yo puedo.

Un detalle importante y muy negativo por resaltar es esa mentada ideología de si quiero lograr algo lo puedo hacer con sólo desearlo. Los filmes infantiles recientes como Planes y Turbo abusan de este tipo de mentalidad, y ahora las películas de acción se infectan de esta molesta epidemia.
¿De que estoy hablando? A que ahora el héroe es un “rebelde” que es bueno para nada, con “potencial” para grandes cosas pero tiene problemas con las figuras de “autoridad”, y de pronto se les ocurre cambiar de mentalidad y por un acto de mera suerte cambian sus destinos y todo es color de rosa. El problema es que toda la bola de loosers se identifican con esto y estan esperando a ese momento en el que podrán darle la vuelta a su vida y mejorarla en lugar de ponerse a trabajar. No es lo mismo hablar de alguien que es bueno para hacer algo y nadie lo nota a ser un inútil que solo esta buscando la oportunidad para ganar sin esfuerzo.

VEREDICTO FINAL

Un auténtico y absurdo bodrio de Hollywood donde lo único que brilla un poco son los efectos y detalles alejados de un buen cine y la mancuerna interesante que hacen ambos protagónicos. Mejor esperen que salga en cable o en canal 5 o Tv Azteca.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Arquicruz   @DunedainX   dunadanx.deviantart.com/

Arquitecto, diseñador, artista digital, crítico de cine, instructor y lo que sea que ponga alimento en el plato de mis perros y gatos.


5 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*