Aladdin: Un mundo casi ideal

La nueva era de live actions de Disney es imparable y este año nos presentan dos de su mejor era, la primera en aparecer en nuestras salas es Aladdin. La historia será familiar para la mayoría y es aquí donde creo radica lo más fuerte y lo más débil de la película.

El eterno dilema es cuanto cambiar, si la historia ya fue querida por muchos, hacer una copia carbón es lo más seguro; pero luego claro, se tiene que ofrecer algo fresco que nos invite a preferir ir al cine que quedarnos en casa. En este balance optaron por sacrificar lo extravagante, sigue siendo mágico y colorido pero sin la intensidad de la animación y es ese punch que le falta lo que hace la película salir tablas aun con lo bueno que tiene.

Jafar, Jasmin y el Sultan en reunión.

En cuanto al reparto me atrevo a decir que lo mejor de la película es Will Smith como el Genio, quitando a un lado que nadie nunca le llegara a Robin Williams, este Genio tiene su propia personalidad sin dejar lo juguetón y cómico que es la esencia del personaje. Su amistad con Aladdin (Mena Massoud) es muy creible y en varias escenas los ponen como iguales, Aladdin a su vez tiene una gran sonrisa y química con Jasmín (Naomi Scott).

Si eres fan de la animación, no te preocupes, lo que amas sigue ahí en el vestuario y en los números musicales; sin embargo la nueva canción resalta un poco de más y no siento que armonice con el resto del sountrack. Otro elemento nuevo es la dimensión que se le da a Jafar (Marwan Kenzari), antes era malo porque sí, y ahora es malo con un trauma y un propósito; por supuesto Jasmín también fue actualizada y hace mucho sentido pues estamos viviendo otra era social en donde una Jasmín encadenada seduciendo a su captor es un terrible mensaje, me encantó lo que hacen con ella, como princesa se eleva y demuestra su valor tanto que deja un poco atrás a Aladdin. Ups.

En general es una entrega que no supera la animación pero cumple con ser entretenida, un reparto decente y nostalgia asegurada.

Director: Guy Ritchie
Escritor: John August, Guy Ritchie
Duración: 2h 10min
Basada en: Aladdin (1992)
Presupuesto: $183 mdd

Etiquetas:  

Acerca del autor

Sahury   @sahury   letterboxd.com/sahury/

Tiene muchos sentimientos sobre películas desde 1988. Le vendió su alma a Disney cuando era pequeña y entiende el cine como industria primero-arte después.


1 comentario

  • La acabo de ver y pues es mediocre en el correcto sentido de la palabra, el relleno para alargar su duración es plano y los añadidos en los personajes parecen de manual siendo el de Jazmín el más forzado y para nada sutil.

    En cuanto a los musicales como mencionas las nuevas canciones salen sobrando y se nota demasiado el cambio de estilo y los números musicales carecen del dinamismo de la original.

    Aún así creo que de haber reducido su duración y un cgi menos conservador estaríamos ante un clásico actual ¿porque lo digo? Simplemente cuando las nuevas ideas estaban en pantalla aburría a todos en la sala pero una vez las escenas “clásicas” aparecían, los niños (que a leguas se notaba no habían visto la original) simplemente no podían contener una sincera emoción

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*