It: Explorando los miedos juveniles

Stephen King es, tal vez, uno de los escritores estadounidenses con más novelas llevadas a la pantalla grande. Le han hecho desde las mejores adaptaciones como las peores y ya tiene en su “haber” varios remakes, pero hasta ahora ninguno tan esperado y anunciado como el de IT.

La película empieza fielmente al libro. En el pequeño pueblo de Derry, en pleno otoño y con unas lluvias que no cesan, Billy Denbrough ( Jeaden Lieberher) está en cama con tremendo resfriado y aun así le hace un barquito de papel a su hermano pequeño Georgie; juntos le ponen parafina y Georgie decide salir en medio de la lluvia “a navegar” su nuevo bote aprovechando los ríos que se forman en las calles. Se despide de Billy y sale de su casa. Vemos como el barquito va rápidamente navegando y Georgie corriendo feliz detrás de él, cuando cae en una alcantarilla. Trata de rescatarlo pero se asoma un payaso dentro de la alcantarilla, dice llamarse Pennywise, el payaso bailarín. Georgie desaparece.

Después de esto conocemos a un grupo de chicos adolescentes amigos de Billy que se hacen llamar El Club de los perdedores, al principio son solo cuatro, después se les unen dos chicos más y una chica.

El relato pierde el ritmo del libro y está presentado como el Capitulo uno, donde vemos la adolescencia de los personajes para lejos de ser una película de terror tipo “casa de los sustos de feria”, exponerse como una muy buena película de suspenso dedicada a explorar los miedos más allá de un terrorífico payaso. Nos habla de cómo la amistad y la unión pueden enfrentar al peor de los miedos. Cada personaje tiene una historia que los lleva hacerse amigos entrañables. Sufren acoso escolar, sexual, racismo, abuso familiar y hasta discriminación religiosa.

El director Andy Muschietti se centra más en la psicología de cada personaje que en querernos hacer brincar en la butaca y aun así es logra una película divertida y muy bien adaptada. Los adolescentes se denotan cómodos y bien entonados en sus personajes, destacando Finn Wolfhard (Stranger Things) como “Richie Tozier”, Jack Dylan Grazer como Eddie Kaspbrak  y Sophia Lillis como “Beverly Marsh”, acompañados de Jeremy Ray Taylor, Chosen Jacobs y Wyatt Oleff . En el papel de Pennywise está Bill Skarsgård, que logra hacer un terrorífico payaso y darle un toque muy artístico. Sonriendo de una manera malévola se apodera del personaje y demuestra el excelente actor que puede llegar a ser.

La ambientación situada en los años 80 nos recuerda mucho a películas como “The Goonies”,  “Stand by Me” e incluso a “Stranger Things”, pero con un toque singular que la hace diferente a las mismas.

Parece que por fin una de las novelas más aclamadas de Stephen King tiene una digna adaptación a la pantalla grande. Muschietti entendió a la perfección lo que “el maestro del terror” nos está contando en su novela y supo, al menos en esta primera parte, llevarla muy bien al cine.

 

Etiquetas:  

Acerca del autor

Vilma Aida    


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*