Old Henry: Una resurrección mitológica del western

Presentada en el pasado Festival de Venecia, la tercera película de Potsy Ponciroli se convierte en un exquisito manjar para todos los amantes del género western no solo por su sencillo pero explosivo argumento, sino principalmente porque detrás de una magnífica actuación de Tim Blake Nelson, se esconde una historia que logra dar un punto final a uno delos arquetipos heroicos más famosos del rubro.

Aunque es uno de los western más sustanciales y de argumentos más ingeniosos de los últimos años, la novatez de Ponciroli no le deja crear una obra redonda, pero al menos si una que hipnotiza a través de sus potentes actos de inicio y cierre. Comienza de una manera explosiva, manifestando la búsqueda de una bolsa llena de dinero perseguida por un grupo de bandidos que la acaba de perder a raíz de la deserción y traición de otros de su grupo; el director establece un tono realista tanto en su ambientación como en las clásicas escenas de tiroteo, delineando tanto a sus héroes como a sus villanos de una manera uniforme y acorde al género.

Para la presentación de nuestro protagonista, Ponciroli abandona ese fugaz pero frenético ritmo para meter una larga pausa que si bien le sirve para la excelente estructura de nuestro héroe, también denota en este lapsus dramático que quizá su historia no daba para los 100 minutos de duración. Entre diálogos reflexivos y flashbacks que con más torpeza que calidad nos van augurando el desenlace, el director hubiera perdido todo el interés de la audiencia de no ser por un Blake Nelson en estado de gracia, en algo que incluso se obvia como una construcción fílmica para su total lucimiento.

Ahondando en la labor actoral, Blake Nelson consigue una épico arquetipo del pistolero retirado y en búsqueda redención muy en la línea de Eastwood y sus “Imperdonables”, pero proveyendo a su “Viejo Henry” de una personalidad fría y violenta que se adhiere perfecta no solo al misterio de su oscuro pasado, sino también a la coherencia de su gran giro final enmarcado en una gran clímax de acción, tiroteos y drama (recordemos que Blake Nelson no es ajeno al género western, habiendo aparecido recientemente en La Balada de Buster Scuggs de los Coen).

Recuperando pues ese gráfico y explosivo ritmo hacía un soberbio desenlace, Poncirolio aprovecha ese preciso y bien posicionado momento (prácticamente el último tercio de la cinta) para esclarecer los motivos no solo de su redención, sino también de sus personajes secundarios y hasta del lastre que significa la presencia forzada del ya cliché elemento “adolescente” y/o infantil que sirve como el símbolo para que nuestro “antihéroe” se aferre a la vida y su realidad.  Así mismo y aunque con cierta torpeza originada en su medio acto, director y actor dan con su gran giro de tuerca un impacto nostálgico al amante ya no digamos del cine, sino de la cultura western y de la figura del “pistolero”, que deja de lado toda previsibilidad y que logra en su cometido una marejada emocional que nos conecta de manera inmediata con la trepidante acción del momento.

Aunque el epílogo es totalmente predecible y su escena final intenta emular los grandes clásicos de Eastwood sin tan siquiera acercársele a los talones, Ponciroli a esta altura ha logrado dar en el blanco con su elocuente y emocionante aventura de redención.

Old Henry se posiciona como uno de los mejores western de los últimos 10 años. En la usanza de los clásicos, Ponciroli logra manifestar a través de Blake Nelson una gloriosa historia de redención,  repleta de adrenalina, suspenso y excelentes secuencias de tiroteo, que en su valor diferenciador ofrece una diferente visión y versión de cierto mito histórico que todo amante del género conoce ya sea a través del cine o de la historia misma.

Etiquetas:  

Acerca del autor

El Fett   @El_Fett   cinescopia.com

El más realista y cabrón crítico de cine que pueda existir. Ente sin misericordia que tiene el halago de transmitir a los mortales su sentir y sabiduría en el mejor recinto sobre el séptimo arte. Cinéfilo de corazón y crítico crudo por vocación. Alter ego del Licenciado en mercadotecnia y RRPP Oscar M Rodríguez (FB) Sigueme en twitter @El_Fett


5 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

*