Oscar 2018: Predicción Mejor Película Extranjera

Nuevamente la mejor película de habla no inglesa aplasta sin contemplación a su similar en la categoría principal . Esta vez Suecia se presenta con una sátira inteligente y cínica sobre el “maravilloso” mundo del arte moderno, Rusia y su principal director del nuevo siglo nos muestra la frialdad de la relación de padres e hijos en estos tiempos, la inclusión se hace presente con la película chilena,  un cuento onírico nos trae el gran cine húngaro y un insulto genera un gran pleito en la película libanesa.

 

La favorita: The Square (Ruben Ostlünd, Suecia)

 

 

Cada vez que pensamos en el arte obligatoriamente nuestro destino es la belleza superlativa incluso de las cosas que puedan parecer insignificantes, una sola persona de talento y visión inobjetable puede superar los límites mismos del ser humano: Una mujer vertiendo leche junto a una ventana, Las notas de un rio que cruza una ciudad, la evolución del hombre como especie y así tantas otras. Sin embargo con el paso del tiempo se pierde la noción real del arte, ahora cualquier cosa puede serlo, gente sin el mínimo talento  logran obtener y sacar beneficios del vacío que ha dejado la falta de estructura en una sociedad plana, falsa y mediocre,  y son aplaudidos por una banda de snobs sin ningún criterio. Siendo la idea básica de la película sueca ironizar sobre el “mito” de la magnificencia del arte contemporáneo y lo consigue con creces gracias a escenas impactantes de sátira que en definitiva deben ocasionar una reflexión en el espectador.

 

La realidad: Loveless (Andréi  Zviáguintsev, Rusia)

 

 

Fría y casi angustiante crítica sobre los padres modernos quienes no encuentran alternativa diferente que crear una familia vacía sólo por la exigencia de una hipócrita sociedad. A ese sufrimiento diario se ven abocados los niños; su crecimiento y desarrollo se ve forjado prácticamente por la televisión, sus amigos y ellos mismos en una soledad casi infinita. El planteamiento nos lleva a confrontar una realidad que nadie quiere ver y es: ¿Para qué traer niños a este mundo? Sí usted como adulto vive en una miseria a nivel emocional que necesariamente repercute en los seres con los que convive. La sociedad es un vórtice de terror y efectivamente aquellos olvidados de Luis Buñuel todavía lo siguen siendo. Esta vez el director ruso no se centra en su propio pueblo sino qué hace una película universal y de revisión incluso en clases de psicología, una verdad muy dura que nadie quiere enfrentar.

 

La incluyente: Una mujer fantástica (Sebastián Lelio, Chile)

 

 

Por supuesto el tema de moda llega incluso a los latinos. Un pequeño thriller que no termina de cuajar por un pobre guion que no termina de soltarse, intentando un giro final que se siente demasiado forzado. Con respecto al tema ¿Cuál es la diferencia sí el personaje hubiera sido mujer? Ninguna. Eso sí tiene un muy interesante comienzo donde la muerte de uno de los amantes desencadena un suspenso bastante llevadero durante la primera media hora pero que se cae totalmente en demasiadas vueltas y los poco estructurados personajes secundarios. Algo de posibilidades tiene por un tema social contemporáneo más que por su calidad artística.

 

La onírica: On body and Soul (Lldikó Enyedi, Hungría)

 

 

Dos personas que no se conocen  tienen en común un mismo sueño: Una pareja de alces que pastan tranquilamente en un bosque, juntos y que se acercan poco a poco.

La vida los lleva a encontrarse en un mismo trabajo y un conflicto en la empresa les lleva a contar sobre el sueño a una psicóloga, sorprendiendo a todos por igual. A partir de allí se establece un romance tácito que se desencadena lenta e inevitablemente. Esas dos almas perdidas dispuestas a sacrificar todo por el otro aún sin estar plenamente convencidos.

Ya estamos acostumbrados a la excelencia en las historias húngaras y que esta vez tiene su principal problema en el desarrollo de los personajes que no terminan por convencer su forzoso idilio y obviamente lastima la idea inicial que a priori resultaba sobresaliente.

 

La invitada: The Insult (Zias Doueiri, Líbano)

 

 

La situación política en medio oriente es un tema supremamente delicado, cada palabra cada gesto debe ser pensado diez veces antes de realizarse. Una estúpida pelea entre vecinos (un israelí y un palestino) desata los más profundos odios y rencores que estaban escondidos en la rutina diaria, la postura intransigente de no diálogo sólo lleva a consecuencias irreversibles.

Desafortunadamente esta película no ha llegado por ningún medio así que sólo nos quedamos con la brillante idea inicial, la cual sigue siendo absurdamente vigente. No tiene muchas posibilidades de ganar pero… sí tenemos posibilidades de ver buen cine ¿Acaso no es lo principal?

Etiquetas:  

Acerca del autor

Bedub    


2 comentarios

  • Hola, Bedub. Solo añadir que en el caso de la cinta de Líbano la pugna se da entre un libanés cristiano y un refugiado palestino. En palabras de su director, es la crónica de un país roto por sus divisiones internas y ofrece un estudio equilibrado entre cristianos libaneses y musulmanes palestinos.

    Responder
    • Oye, muchas gracias por la aclaración. Miré en muchas sinopsis y todas eran diferentes. Espero ver esta película pronto. Vuelve por acá, Saludos.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*