Top 21 De Terror Del Siglo XXI según Bedub (Parte 4 de 4)

Siempre he dicho que un gran director está en la obligación de hacer por lo menos una película de terror, es la única manera de demostrar sus reales destrezas en el séptimo arte. NO HAY OTRA FORMA.

Como hemos visto en las anteriores entregas de este top:

Parte 1

Parte 2

Parte 3

El cine de horror tiene grandes propuestas que de una u otra manera nos daban cierta esperanza de volver a asustarnos, sin embargo si quedaban dudas al respecto, en esta última entrega están esas piezas clave donde no hay forma de refutar que el género está vigente y presente con muchísima calidad en la modernidad.

Hágase un favor; apague todas las luces, suba el volumen de su televisor y aprecie en toda su dimensión estas obras maestras del terror del nuevo siglo.

 

  1. 28 Days Later (Danny Boyle, 2002)

 

28daysfirststarvinfected

 

El subgénero zombie necesitaba urgentemente revitalizarse, especialmente porque se había convertido en vehículo para comedias ridículas y grotescas, la única que se salva dentro de este híbrido es Braindead de Peter Jackson a mediados de los noventas, de alguna forma había que volver a encontrar el horror en estos seres sedientos de sangre y carne. El director Danny Boyle precedido de las excelentes Shallow grave y Trainspotting se dio a la tarea de revivir a los muertos y darles un toque original y moderno. Desde un principio desde que vemos Londres desolada, el desamparo y la incertidumbre sobre el personaje principal también recae sobre la audiencia, después el intentar sobrevivir con gente desconocida a un oscuro apocalipsis creando los lazos afectivos para generar empatía y unos infectados que ya no son lentos, torpes y pesados sino que son agiles, rápidos y muy muy hambrientos. De muchas escenas realmente elaboradas, favor poner atención a la secuencia de túnel al intentar salir de la ciudad ¡Si, los muertos vivos dan miedo otra vez!

 

  1. Rec (Jaume Balaguero y Paco Plaza, 2007)

 

rec_2007_10-1024x588

 

Revitalizado el subgénero muchísimas ideas surgieron, unas funcionaban otras no tanto pero por lo menos se amplió el horizonte del horror. España se sumó a la fiebre zombie con excelentes resultados, aunado a la afición de la cámara en mano que permite un movimiento fluido (A veces demasiado) casi en primera persona. Una reportera presenta en vivo una nota sobre los bomberos de la ciudad, al atender un llamado en apariencia rutinario entrarán a  una interminable pesadilla., Una infección, cuarentena,  zombies, sangre, oscuridad y un último piso que contiene un secreto que va más allá de lo terrenal ¡No pares de grabar!

 

  1. The Witch (Robert Eggers, 2015)

 

the-witch-4

 

Acostumbrado el público (de mala manera) a que el terror sea limitado a jumpy scares, el aceptar que el miedo llegue de forma más pensada, más estructurada y más inteligente pues es de cierta manera, doloroso. El relato nos lleva justamente al tiempo donde las brujas tuvieron su apogeo, cuando la iglesia usó su poder intimidante para quitarse de encima a todas esas personas que ellos consideraban peligrosas y eran catalogadas y sentenciadas arbitrariamente (Algunos todavía quieren que esa masacre vuelva), pero y si algunas realmente existieron venerando a la contraparte de Dios.  Es ahí donde la historia se vuelve intimidante además de familiar pues todos hemos escuchado hablar de ello, el director logra mostrar todo aquello que nos asustaba cuando niños, dejamos de imaginar para convertir esas pesadillas en realidad ¡Black Philip!

 

  1. Martyrs (Pascal Laugiers, 2008)

 

13_5_martyrs_big_1000_420_90_c1

 

A veces resulta excesivo el uso de la sangre en el cine de terror y también resulta chocante ver a una persona torturada y sufriendo dolor hasta el punto límite, incluso si estamos hablando de pura ficción. Sin embargo llega este “cuento” de horror y logra cambiar ese aspecto visceral y primitivo por un trasfondo metafísico y casi religioso, intentando contestar a esa pregunta que lleva metida en la mente humana por los siglos de los siglos ¿Qué hay después de la muerte? Y es el final el que le da sentido a una trama que en primera instancia parece que tiene muchos cabos sueltos y utiliza muchos subgéneros del horror que juegan con el espectador pero que está perfectamente diseñada para no solamente asustar mientras dura el metraje sino cuando usted deja la sala de cine.

 

  1. Honogurai Mizu No Soko a Kara (Hideo Nakata, 2002)

 

dark-water-1

 

Tras la gran recepción mundial con the ring donde el director mostró grandes ideas para el género que sin embargo se quedaron cortas en muchos aspectos, vuelve más maduro y sobrio unos años después con otra cinta de fantasmas. Esta vez trae consigo un drama personal del personaje principal que lidia con una separación, no tener tiempo para su hija, un edificio prácticamente abandonado y una gotera que no cesa, lo que la llevan a ser una persona fácilmente vulnerable.  Un ente recorre los largos pasillos del edificio, el ascensor, las habitaciones cada pequeño lugar de la construcción es suyo pero quiere algo más, algo que se le arrebató tras un fatal accidente y lo va a conseguir a como dé lugar, así sea eliminando de su camino a una pequeña niña. En la madre está la decisión de parar a este vengativo ser.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Bedub    


1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*