Un Lugar en Silencio, o cómo valorar el sonido

Sin duda, es una nueva era en el cine de horror: al fin se están dejando atrás las franquicias interminables y se retoman historias llenas de humanidad, con insidiosas críticas y comentarios sobre la humanidad, además de retomar elementos básicos del formato para encontrar nuevos miedos. En la vena de The Babadook, A Quiet Place -distribuida con el apropiado título Un Lugar en Silencio- nos presenta los miedos de padres e hijos utilizando un sentido clave: el sonido.

Ambientada por completo en una granja en el bosque, la cinta se enfoca en la dinámica de la familia compuesta por Emily Blunt, John Krasinski, Millicent Simmonds y Noah Jupe, quienes buscan sobrevivir y llevar una vida tranquila a pesar de unas criaturas enormes que cazan y matan a todo ser que emita sonido. El guión de Bryan Woods y Scott Beck se concentra en la particular comunicación de esta familia: con una hija sordomuda, la familia ha sobrevivido bien a través del lenguaje de señas, pero comoquiera hay fricciones gracias a un evento traumático en el pasado que contrapone a padre e hija. Por otro lado, enfrentan un problema bastante urgente: cómo lidiar con el eventual parto que conlleva un embarazo.  Empero, el guión llega a caer en lo predecible en cuanto a tratamiento de la historia y los personajes, y tiene varios agujeros que son salvados gracias al terrorífico potencial de las criaturas, tanto de forma literal como simbólica. Asimismo, la mezcla de sonido y edición de sonido son clave al momento de generar suspenso y mantenerlo, de modo que, aunque intuyamos hacia dónde va el desenlace, sigue siendo sorpresivo.

Simmonds nos comprueba, nuevamente, que es una magnífica actriz, y eleva un papel que, en manos de otra actriz, pudiera caer en lo repetitivo. Por su parte, Blunt sorprende al adentrarse en un género hasta entonces desconocido para ella, y demuestra que también puede ser una buena actriz de horror. Por otro lado, John Krasinski enfrenta una tarea triple: también trabajó el guión, protagoniza y dirige el filme, y demuestra ser bastante capaz en las tres tareas. Encasillado en el género de la comedia, este es un refrescante y prometedor giro para su carrera.

Llena de suspenso y con suficientes sorpresas, Un Lugar en el Silencio cumple con las altísimas expectativas que nos presentó en el tráiler, y nos tendrá imaginando cómo sobrevivir a sus monstruos horas después de que haya concluído.

Etiquetas:  

Acerca del autor

Oraleia    

Snob pretenciosa en recuperación, punk de gustos refinados y valemadrista con corazón. Crítica de cine.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*