12 films pa mi Halloween (parte 2)

Seguimos con el conteo de las películas para un maratón de terror y comedia relacionado con el “jaloguin”.

 

El espinazo del diablo (2001)

 

“¿Qué es un fantasma?

Un evento terrible condenado a repetirse una y otra vez, un instante de dolor, quizá algo muerto que parece por momentos vivo aún, un sentimiento, suspendido en el tiempo, como una fotografía borrosa, como un insecto atrapado en ámbar.

Un fantasma, eso soy yo”.

 

Guillermo del Toro se encumbra con esta excelente película que combina realismo mágico con drama. Tengo la teoría de que, Del Toro, realiza una película de encargo para después tener la posibilidad de realizar películas más personales y es cuando podemos ver todo su potencial como filmmaker. Aquí, si es una película de fantasmas, que combina de manera notable la poesía con las imágenes y la fotografía. El final es una belleza.

 

The Nightmare Before Christmas (1993)

 

Película no dirigida por Burton (está basada en un poema suyo) sino por Henry Selick que cuenta un historia sencilla de cómo el “Rey Calabaza” quiere celebrar la navidad, pero a su manera. Utilizando la técnica, aun fabulosa del stop motion, la cinta nos lleva de la mano con prosa poética (en ingles es exquisito la forma en cómo va rimando la película) en los mundos contrastantes, de la Navidad y Halloween. Excelente pretexto si usted tiene chamacos para sentarse a verla. Mención aparte, es de destacar como pegó la película en la piratería (monos, mochilas y demás) y sobre todo en el mundo emo y dark de Guadalajara. Ya no hacen las tribus urbanas como antes.

 

The Omen (1976)

 

Dirigida por el aun, en ese momento, gran director Richard Donner. Mostrándonos como seria la llegada del mismísimo Anticristo. Un excelente Damien (Harvey Stephens) quien con una buena caracterización, vemos que si puede ser el mismísimo Satán. El tema musical Ave Satani (ganador del Oscar) también ayuda mucho para que uno se adentre a este mundo apocalíptico que está por venir.

Como siempre muchachos y muchachas, no vean el remake. Los remakes hacen daño.

 

The Shining (1980)

 

Como ya comentó nuestra querida amiga Lourdes, esta película es una de las imborrables en el mundo fílmico, no solo del terror. Que se puede decir de esta obra maestra del terror psicológico, sin caer en la redundancia. Stanley Kubrick (me pongo de pie) demuestra que puede incursionar en todos los géneros cinematográficos encumbrándolo como una leyenda. Hay varias escenas que aun llaman poderosamente la atención por su forma bizarra con que Kubick aborda el terror. La clásica aparición de las niñas en el pasillo, el clásico Redrum, redrum… de un excelente Danny Lloyd. Pero una escena por demás perturbadora, es la aparición de una morsa en el cuarto del fondo, en una posición sugerentemente indecente. ¡Qué demonios hacen esos tipos ahí! Esa escena es de dar miedo señores.

 

The Exorcist (1973)

 

William Friedkin es el tipo que hizo el Exorcista. No nos interesa su mediocre filmografía, ni en lo demás que pudo haber estado involucrado en el mundo fílmico. Este señor se vuelve master, con una de las mejores películas de todos los tiempos. Y este es su único pero grandioso merito. La lucha del bien y el mal por excelencia, grandes efectos de sonido, grandes secuencias, excelentes diálogos y una lógica interna impresionante. Quien aun en estos tiempos se atreve a verla solo en su casa a las 12 de la noche y después intentar dormir, sin siquiera metérsele la idea de que el Demonio y Satanás no existen, en serio que tiene agallas. Linda Blair lamentablemente se encasillaría en este papel de posesa. Pero el dúo y duelo de actuación se lo llevan ni más ni menos que un Max von Sydow (Padre Merrin) y Jason Miller (Padre Karras) excelentes. Aun recuerdo la famosa escena del Fuck me… Fuck me… Simplemente perturbadora. Y llegamos al final de este conteo… ya sabrán cual sigue.

Halloween (1978)

 

John Carpenter nos enseña a los directores noveles como hacer una película con un presupuesto muy bajo y poder realizar una de las mejores películas de terror de todos los tiempos. Michael Myers es uno de los personajes con mas carisma (pero ni hace nada) de la historia del cine. Con un pasado maldito nos dice que los locos son de cuidado y que en cualquier momento pueden cobrar venganza. Al final Myers cae, pero desaparece, y eso hace que uno siga pensando que Michael seguirá vivo por siempre. Jamie Lee Curtis se vuelve el icono de la mujer fuerte que sale victoriosa y que también puede ser interesante como protagonista. Sin embargo la película es redonda al incluir un Donald Pleasence (Dr. Sam Loomis) obsesionado con Myers a pesar de ser… su psiquiatra (con esos psiquiatras para que quiero enemigos).

Mención aparte, vanagloriar la excelente música a cargo del multifacético Carpenter (mas bien fue por el bajo presupuesto) quien aun nos suena en la cabeza cuando acudimos a un barrio de ricos que por lo regular están solos. Y por último, Carpenter nos dice que si quieren triunfar y ser recordados como directores noveles, tiene que incluir su nombre al lado del título de la película. Háganle caso…

 

Bueno así terminamos este bonito recuento. Sabemos que faltaron películas como Friday the 13th (1980) o como A Nightmare on Elm Street (1984) y hasta Alien (1979) pero recuerden que para gustos hay un sinnúmero de pelis.

Sobre el Autor

Soy lo que escribo. Ya realicé la Prueba Voight-Kampff, y pasé. Cursé un diplomado en historia y análisis de cine. Cinéfilo de corazón, guionista, crítico políticamente incorrecto. Amante del buen rock. And all this science I don't understand It's just my job five days a week. Visitame: http://thetimeisgone.blogspot.com/

¡Sígueme en Twitter!